Síntesis Política de Imagen Política

Finanzas, Negocios /Energía

  • FMI podría detener la ayuda financiera a Atenas
  • Invex apuesta a servicios fiduciarios y banca privada
  • Va financiamiento por 21 mil 468 mdp en la BMV
  • Hay mucho por hacer en materia fiscal: SHCP
  • Intercambiará información con EU de cuentas bancarias
  • SCT, sin contestarle aún a Telmex
  • Perforar pozo Piklis costaría 20 mil mdp
  • Fovissste prepara emisión de 3 mil mdp
  • Repunta desempleo; alcanzó una tasa de 5.1%
  • Crece 14.4% el PIB per cápita anual en trimestre
  • Gurría corrige: Carstens, buen candidato al FMI

Seguridad /Justicia / Salud

  • Mata comando a seis personas en Monterrey
  • Hay altos mandos de seguridad reprobados
  • Van a SLP 500 militares
 

 

 

 

Gobierno / Partidos / Congreso /  Estados

  • Sí aspiro a la presidencia, admite Cordero
  • IFE pide respetar el calendario electoral
  • Hace uso político de Hacienda: priistas
  • Cordero no viola la ley: Ebrard
  • Complicado, candidato común: Zambrano
  • Batalla conjunta vs PRI: Camacho Solís
  • Critican que Enlace premie a maestros

                                                                    TITULARES DEL DÍA
Financiero G-8 presiona para que Grecia supere su crisis
Economista Cordero abre el juego; va por la candidatura
Reforma Crea GDF intocables
Universal Polemizan en PAN por apoyo a Cordero
Jornada Alcaldes apremian a rescatar ninis en la frontera
Milenio Alcántara: ya mandos de seguridad reprobados
Excélsior Cordero, si quiero, pero a su tiempo
Sol de México Reprueban control de confianza altos mandos
Crónica Sí aspiro al 2012: Cordero; Madero critica madruguete
La Razón Cordero se destapa en Palacio…. pero no renuncia
Impacto Diario Cordero madruga a Josefina y Creel

  • Polemizan en PAN por apoyo a Cordero. El destape de Ernesto Cordero como aspirante a la candidatura presidencial provocó una confrontación interna en el PAN, entre quienes lo apoyan y quienes reprocharon la falta de respeto a los tiempos internos del partido. Universal publicó ayer una carta firmada por 134 líderes panistas, entre ellos cuatro gobernadores, en la que expresan su apoyo para que Cordero contienda por la candidatura del PAN a la silla presidencial, a lo que el funcionario respondió que sí tiene aspiraciones. La misiva que se envía a la militancia está firmada por el coordinador de asesores de Hacienda, Manuel Minjares, y por el senador Alejandro Zapata. El legislador aseguró en entrevista con Radio Fórmula que la carta busca impulsar el posicionamiento de Cordero entre la ciudadanía. Apuntó que más allá de las opiniones personales, Acción Nacional debe salir unido de la contienda interna, aunque insistió en que el candidato a vencer, también en lo interno, es el propio Cordero. Guillermo Padrés, gobernador de Sonora, quien junto a los mandatarios de Puebla, Baja California y Baja California Sur encabeza la carta de apoyo, pidió al resto de los panistas “cerrar filas” para emprender unidos un proyecto hacia 2012. “Hay un grupo que apoya a Cordero, me invitaron y yo con mucho gusto accedí, creo que tiene el perfil para darle continuidad al proyecto del presidente Calderón”, afirmó. Pero esa organización no fue bien recibida por todos. El líder del PAN, Gustavo Madero, reprobó que el grupo “Unidos con Ernesto” se haya adelantado a los tiempos internos. El gobernador de Morelos, Marco Adame, calificó la carta de “autoritaria”. “La candidatura presidencial del PAN no se construye con cartitas de buenas intenciones, bufaladas trepidantes o charoleando con expresiones verticales, sino con reflexión, debate interno, en los tiempos y formas que la institución está definiendo”, dijo. El resto de los aspirantes a la candidatura presidencial coincidieron en darle la bienvenida al proceso interno, pero advirtieron que en nada ayuda que se organicen este tipo de agrupaciones que ponen en jaque el proceso interno de selección. (Universal)

 

Maestros

  • Paz Fernández. Maestros de 10. Para mejorar los resultados académicos de los alumnos hay que empezar por elevar la calidad de los maestros. Este razonamiento tan fácil de interpretar para cualquier mediana inteligencia se vio obstaculizado, durante décadas, por la visión corporativista de gobiernos del PRI que privilegiaron los intereses del sindicato de maestros (SNTE), uno de los más ricos y poderosos del mundo, por encima del objetivo primario que debe perseguir cualquier proyecto educativo: el aprendizaje de los alumnos. Este error lo seguimos pagando con creces. México participó por primera vez en una prueba internacional de matemáticas y ciencias, llamada TIMMS, cuando Miguel Limón Rojas era secretario de Educación, quien ocultó la verdad al conocer los resultados: ocupamos el último lugar, junto con Turquía, entre los países evaluados. Al participar por primera vez en la prueba PISA en el año 2000, México salió del ocultamiento en el que se mantenía el sistema educativo haciendo del dominio público lo que todos sospechábamos, estamos muy por debajo de la media internacional, México era un país de reprobados. Sin embargo, por más dura que fuera la realidad se había dado el primer paso: dejarse evaluar, enfrentar la vergüenza de un diagnóstico desfavorable en materia educativa, el fracaso de un sistema que si bien había logrado la cobertura nacional en educación primaria, estaba muy lejos de alcanzar los estándares de calidad y desempeño que exige la competencia abierta, en un mundo globalizado. El 25 de mayo sucedió algo para sentirse optimistas, la firma del Acuerdo para la Reforma del Programa Nacional de Carrera Magisterial, entre el secretario de Educación Pública, Alonso Lujambio, y la maestra Elba Esther en presencia del presidente de la República. No es exageración pensar que si se cumplen los compromisos de este acuerdo, se habrá dado un paso trascendente en la tarea de mejorar la calidad de la enseñanza, acabando con atavismos ancestrales que impedían superar el rezago. Es la primera vez que, siguiendo las recomendaciones de la OCDE, de crear un marco de evaluación y de incentivos para docentes, se hace un esfuerzo serio por alinear los intereses legítimos de los maestros hacia la dirección correcta, es decir, hacia el logro académico de los alumnos. El Programa de Carrera Magisterial creado en 1993 estaba basado en incentivos a favor del maestro, centrado en una valoración entre pares quienes fungían como juez y parte. El programa había nacido con un vicio de origen, la búsqueda de privilegios personales o de compadrazgos, que nada tenía que ver con el aprendizaje de sus alumnos. Por eso me sorprendieron las palabras de Elba Esther al reconocer que, en la Carrera Magisterial, quedó un bache que se está retomando después de veinte años, ya que ésta no sólo tiene que ver con ganar más, sino con saber más, con prepararse mejor…, el que trabaje que gane. Ahora se premiará a los maestros si mejoran sus alumnos, y no estamos conculcando derechos -continuó la maestra-, sino rescatando algo fundamental, la dignidad y el orgullo de ser maestros. Lo cierto es que en 20 años nadie se había atrevido a hacer una evaluación seria de la Carrera Magisterial, aunque su mediocridad y deficiencias era un secreto a voces que la sociedad venía reclamando con urgencia. A partir de esta reforma, el 50 por ciento del puntaje en Carrera Magisterial se determinará de acuerdo con el resultado de sus alumnos en la prueba ENLACE. El 20 por ciento se medirá por la actualización académica de los maestros. Veinte más en actividades extraescolares que refuerzan el logro académico, como serían, programas de Escuela para Padres, preceptoría y actualización a los alumnos, cursos en prevención de adicciones, actividades artísticas u otros trabajos en beneficio de la comunidad. De lo restante, 5 puntos corresponderán a la evaluación de los maestros, y los otros 5 a su antigüedad. Por fin se está reconociendo algo que veníamos repitiendo desde hace muchos años, que la escuela no se limita al aula, su efecto es nulo si no se crean verdaderas comunidades educativas de aprendizaje, en donde padres y maestros asuman el papel de liderazgo que les corresponde En la medida en que los estados respondan (hay estados como Michoacán o Oaxaca que no permiten la evaluación de sus maestros), ésta será, como dijo el presidente Calderón, la mayor aportación a la educación que se haya hecho en los últimos 50 años. (Reforma)
  • Otto Granados. El mito genial de los maestros mal pagados. Las cosas como son: a nivel nacional —es decir, sin contar lo que obtienen en los estados— los incrementos salariales reales de los maestros en los años recientes han sido muy superiores a otros gremios, gracias a los cuales hoy viven mucho mejor. En 1996, por ejemplo, obtuvieron 38.5% de aumento contra una inflación de 27.7%; en 1997, 33% vs. 15.7%; en 1998, 27% vs. 18.6%; en 1999, 20% vs. 12.3%; en 2000, 15% de aumento contra una inflación del 8.9%, y en 2011, 6% contra una inflación de 4.4% en 2010 más 7.5% para la rezonificación, que en la práctica es un incremento adicional. Añádase la larga lista de prestaciones que, de hecho, son aumentos. Segunda evidencia. Hace tiempo, el investigador Eduardo Andere demostró que, por un lado, en México el salario de los maestros está por encima del ingreso per cápita general: 1.2 veces en primaria y 1.5 en secundaria, y, por otro, que mientras los maestros en EU percibieron en 1999 un salario de 25 mil 155 dólares ajustados, los mexicanos recibieron 13 mil 357, es decir, casi la mitad de sus vecinos. Pero si se compara en función del ingreso per cápita del total de la población, el maestro mexicano obtenía 1.5 veces y el estadounidense sólo 0.7 veces. En tercer lugar, la doble negociación a que el SNTE obliga a los gobiernos estatales ha llevado a una grave anarquía salarial. Por ejemplo, según un documento interno de la SEP (de 2006 pues ni la SEP ni los estados proporcionan cifras actualizadas), el promedio de días pagados a los maestros de educación básica en el país es de 480 al año. Es decir, ganan 16 meses de salario por año, sin incluir otras compensaciones en monto fijo, trabajan un promedio de cinco horas diarias durante un máximo de 200 días (que es el calendario oficial, que normalmente no se cumple) y tienen al menos 90 días de vacaciones anuales. ¿Qué tal? Pero, además, las diferencias de estado a estado son brutales. Estados que aparecen en los peores lugares en las evaluaciones, como Chiapas o Oaxaca, pagan 460 y 478 días, respectivamente; otros de desempeño mediocre, como Colima o Nayarit, cubren 516 y 517 en ese orden; y algunos más que aparecen muy bien en algunas evaluaciones, como Tlaxcala o Sonora, entregan 478 y 459 días respectivamente. Es muy probable que, al 2011, los días hayan crecido tanto a nivel en promedio nacional como en los estados. Ningún otro gremio público —jueces, policías, servidores públicos— gana más, en número de días, que los sacrificados y muy eficientes maestros mexicanos. El resultado, gracias a todo ello, es que, según una encuesta citada por Sylvia Ortega, actual rectora de la UPN, el 80% de los profesores dispone de casa propia, 63% tiene automóvil y 74% dispone de computadora en casa. ¿Mal pagados? Por favor. La cuestión no es ésa; es la infamia de seguir estafando a niños y padres de familia con una mala educación. (La Razón)

Peña

  • Miguel A. Granados Chapa.  Peña Nieto y los órganos electorales. El entramado aún no se aprieta con el último hilo, pero podemos ya sentir su textura: Enrique Peña Nieto domina los órganos electorales, que le han urdido una coraza mucho antes de que se inicie el proceso electoral. Esa labor anuncia la que se proponen realizar a favor del gobernador mexiquense tanto el Consejo General del IFE como la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación el año próximo. Si algún mérito hay que reconocerle a Peña Nieto, o a quien lo asesore o maneje, es su capacidad de establecer estrategias a mediano y a largo plazo. En septiembre pasado, por ejemplo, aprovechó a plenitud los resquicios que abre el Código electoral frente a la prohibición de difundir propaganda personalizada Pueden hacerla los integrantes de los poderes públicos, federales o locales, con motivo de sus informes anuales de labores. Deben limitarse, sin embargo, a un lapso determinado antes y después y a un entorno geográfico específico, el del territorio donde realizan sus funciones. Peña Nieto emprendió una colosal campaña de difusión, dentro del tiempo permitido, pero no respetando las fronteras. Contrató con 12 televisoras la difusión de ¡3 mil 500 spots! sobre su quinto informe. Los mensajes se emitieron de Sonora a Yucatán y no sólo en el Estado de México. La difusión de su figura y de párrafos de sus discursos, así como de los actos donde dice cumplir sus compromisos de campaña, ha sido un modo reiterado de ser del gobernador, y es uno de los factores que explica el que vaya en punta entre los preferidos para ser candidato del PRI y luego presidente de la República, según las mediciones demoscópitas. Es altamente probable que se pusiera en aprietos a quienes en las encuestas se inclinan por el mexiquense si se le pregunta por qué, y todavía más si conoce su desempeño en la entidad que gobierna. Pero se ha construido una imagen poderosa a fuerza de dinero y televisión, que no es lo mismo pero es igual según la dialéctica del trovero cubano. Por eso el lanzamiento de su campaña en tomo al quinto informe. El PAN se quejó ante el IFE y el organizador de las elecciones cohonestó en la práctica los hechos del gobernador. Inconforme, ese partido acudió al Tribunal federal de elecciones, ante el cual el PRI le opuso una intensa labor de cabildeo. El acto más relevante de esa fase de la estrategia fue la cena o comida o reunión para tomar el té a que convocó, en su propia casa, la presidenta del principal órgano de la justicia electoral, María del Carmen Alanís. Asistieron en representación directa de Peña Nieto y su partido, los diputados Sebastián Lerdo de Tejada y Luis Videgaray (que ahora coordina una campaña de la que preferiría haber sido el centro): un consejero electoral, Marco Antonio Baños, y un aspirante a serlo, Enrique Ochoa, uno de los varios candidatos impulsados por Alanís para ocupar vacantes del IFE. Puesta al descubierto esa reunión por Roberto Zamarripa, se esperaba que la magistrada se excusara de participar en la sesión en que se resolviera el caso de Peña Nieto y sus 3 mil 500 spots. Pero qué va, con la aquiescencia de todos sus compañeros participó en la sesión y hasta fue ponente en las conclusiones del Tribunal sobre el caso: el gobernador fue declarado inocente, libre de culpa, y se ordenó al IFE castigar a las televisoras que, generosas o manirrotas y excesivas como son, fueron más allá de las órdenes de inserción pagadas por el Estado de México y propagaron por doquier la amena imagen del sucesor de Arturo Montiel, su tío. En el penúltimo capítulo de esta serie, anteayer el Consejo General del IFE, que renguea a falta de tres de sus miembros, no designados todavía por la Cámara de Diputados, que desde octubre es omisa también a este respecto, acató la resolución del Tribunal, que le ordenó sancionar a las 12 televisoras (si son tantas, es porque dependen o son repetidoras, salvo una que otra excepción, de las integrantes del duopolio). Blandiendo la ley, con gesto fiero y rigor savonarolesco, la cúpula electoral castigó a las concesionarias de televisión ¡con una amonestación! Se había propuesto aplicarles una multa de más de 15 millones de pesos, un monto mayor que el que habían ganado, para impedir que se haga buen negocio violar la legalidad, como ocurre cuando la sanción es menor que la ganancia obtenida de mal modo. Pero como hay un número par de consejeros, por la falta de los tres que la negligencia de San Lázaro no ha nombrado, se produjo un empate. En otra ronda de votación, el consejero presidente, Leonardo Valdés, mudó el parecer inicialmente expresado y votó por la estremecedora reprimenda. Al parecer pretendió sólo desempatar la votación e impedir que se empantane el funcionamiento del órgano electoral. Pero mostró de ese modo una volubilidad que inquieta a los observadores de cómo cumple el IFE sus responsabilidades. Los dos siguientes pasos son previsibles: el PAN y acaso el PKD también se inconformarán ante la resolución favorable a las televisoras. Y cuando la queja llegue al Tribunal demos por hecho (el precedente autoriza a conjeturarlo) que la amonestación será validada por la Sala Superior. Y entonces se completará la operación: se vulnera la ley, se obtiene provecho político de esa conducta y allí están los órganos electorales para generar impunidad. Es un pésimo augurio para lo que ocurrirá a partir de octubre, cuando arranque el proceso electoral. ****** Cajón de sastre. ¡Se inician tiempos brillantes para la República y aun para el mundo, debido a la fulgurante buena estrella electoral del secretario de Hacienda, Ernesto Cordero! Su candidato a la dirección gerencia de el FMI, Agustín Carstens, que fue su jefe, quien ignora que alabanza en boca propia es vituperio, seguramente convencerá a los países fuera de Europa para que lo elijan sucesor de Dominique Strauss-Kahn. Y la cargada que Se inició ayer en su favor al mejor estilo priísta seguramente también lo llevará a ser candidato del PAN a la Presidencia de la República, tal como ya había previsto el presidente Calderón, de lo que no estaban ciertos los incrédulos Josefina Vázquez Mota y Santiago Creel, que supusieron participar en un proceso libre de elección, y no en una maniobra arreglada desde Los Pinos, como se hacía antes del año 2000. (Reforma)

Cordero / Destape / Gurría

  • Ciro Gómez Leyva. Lo que queremos es que se anime Cordero. A estas alturas del sexenio pasado, mayo de 2005, le pregunté en entrevista al entonces medio desvalido Felipe Calderón por qué no se esperaba al 2012. Tendría menos de 50 años y, sobre todo, no tendría que enfrentar al candidato indiscutido de Vicente Fox, el entonces secretario de Gobernación, Santiago Creel. Me respondió con una ráfaga de razones que se resumían en una: —No voy a esperar seis años, si puedo ganar hoy. Sonaba a fanfarronada. Las encuestas lo ponían muy atrás de Creel y a años luz del perredista Andrés Manuel López Obrador. Pero eran palabras que destilaban pasión. Calderón quería ser precandidato, candidato y presidente. Nada que ver con Ernesto Cordero, presunto candidato del presidente Calderón. Quizá esa personalidad hamletiana, de hombre dubitativo que se pasa la vida deshojando margaritas, esté diseñada por una gran firma de mercadotecnia. De otra forma cuesta entender tanta vacilación. Ayer, cuando juntó a los medios para dar respuesta a la cargada de más de 100 notables panistas, habló sin cruzar la línea: —Puedo decir que aspiraciones sí tengo, pero por el momento cumplo con una altísima responsabilidad. Manuel Minjares, promotor del desplegado, nos confesó que no le avisaron: —Aplicamos lo de más vale pedir perdón que pedir premiso. Consideramos, aquí entre nos, que si le pedíamos su opinión, nos iba a decir “espérense, cálmense, ahorita todavía no”. —¿Madrugaron a Cordero? —Lo que queremos es que se anime Ernesto, que vea que hay un grupo importante que sí estamos convencidos de su capacidad, de su liderazgo, de los resultados que ha dado y de que es la persona que necesitamos. Hay un toque dramático en la historia de este hombre con cara de que no quiere ser rey. (Milenio)
  • Leo Zuckermann. El destape de Cordero. En el pícaro lenguaje de las épocas priistas, ayer el secretario de Hacienda “se destapó”. Dijo: “Aspiraciones sí tengo, pero por el momento cumplo con una altísima responsabilidad al frente de la Secretaría de Hacienda”. En vísperas de esta declaración, El Universal dio a conocer una carta de adhesión de 134 panistas —incluido personajes de peso político como los gobernadores de Baja California Sur, Puebla, Baja California y Sonora— pronunciándose a favor de la candidatura presidencial de Ernesto Cordero. No sorprende que el secretario de Hacienda se haya destapado. Lo que sorprende es que no lo haya hecho antes. Ya se había tardado. Hace poco entrevisté al encuestador Jorge Buendía, quien había publicado su más reciente encuesta preelectoral. Le pregunté cómo era posible que los probables candidatos panistas rumbo a 2012, en particular los identificados con el presidente Calderón, estuvieran tan rezagados en las encuestas si se les comparaba con el priista Enrique Peña Nieto y los izquierdistas López Obrador y Marcelo Ebrard. En la encuesta de Buendía Laredo, por ejemplo, a Cordero sólo lo reconocía 20% de los mexicanos y, de éstos, su evaluación del personaje era más bien neutral porque no lo conocían muy bien que digamos. Buendía me contestó que, en la medida en que el PAN no había dado el banderazo para comenzar la contienda interna de ese partido para elegir a su candidato presidencial, pues el espacio mediático lo habían tomado los posibles aspirantes del PRI y de la izquierda. De ahí que éstos siguieran creciendo y fortaleciéndose en las encuestas mientras que los panistas se mantenían rezagados. Así que ya era tiempo de que Cordero diera luz. En los corrillos políticos se decía que el secretario de Hacienda era el favorito de Los Pinos. Pero, a diferencia de otros miembros del gabinete calderonista, como Javier Lozano o Alonso Lujambio, quien abiertamente han expresado su intención por competir en la interna panista, Cordero se había mantenido fuera de la jugada. En abril, en una larga entrevista que le hizo El Universal, a pregunta expresa de si se veía en la boleta de 2012, el secretario contestó “aún falta mucho tiempo para eso”, pero crípticamente aseguró que el año que entra le gustaría “meter goles”. Supongo que los corderistas finalmente se dieron cuenta de que había llegado la hora de moverse. No es posible que “el favorito de Los Pinos” estuviera tan rezagado. Resultaba una verdadera afrenta que el candidato mejor posicionado del PAN en las encuestas, a prácticamente un año de la elección, fuera Santiago Creel con Josefina Vázquez Mota en segundo lugar y creciendo. Muy abajo se encontraban todos y cada uno de los funcionarios identificados con el calderonismo incluido Cordero. Vienen días importantísimos para el recién “destapado”. Tendrá que hacer su “presentación en sociedad”. Darse a conocer rápidamente y convencer de que puede ser un candidato viable para competir contra Peña Nieto y López Obrador quienes estarán en la boleta de la próxima elección presidencial. A los primeros que debe convencer, desde luego, es a los correligionarios de su partido que son los que en última instancia escogerán, como hace seis años, a su candidato presidencial. A estas alturas la duda es contra quién competirá Cordero dentro del PAN. No veo ni a Creel ni a Vázquez Mota renunciando a sus aspiraciones rumbo a 2012. La pregunta es, ahora que Cordero se ha destapado, que ha demostrado que trae el apoyo de diversas figuras del panismo, qué harán los otros candidatos calderonistas (Lozano y Lujambio): ¿se bajarán de la carrera para sumarse a “la cargada” a favor de Cordero o seguirán en la competencia? El que demostró irritación por el destape de Cordero fue el presidente del PAN, quien aseguró que nadie le avisó de este acto que, según él, “no contribuye de la mejor manera para ir conduciendo el proceso; genera una presión no adecuada” y exhortó a “respetar los tiempos electorales”. ¿Pues en qué mundo vive Gustavo Madero? ¿Acaso no ha visto las encuestas preelectorales? (Excélsior)
  • Carlos Marín. Qué “golpe local” ni qué ocho cuartos. El secretario general de la OCDE, José Ángel Gurría, corrigió ayer la sospechosista omisión de Agustín Carstens en su elogio de la francesa Christine Lagarde y, lógico, reconoce en el gobernador del Banco de México a “un excelente candidato para dirigir el Fondo Monetario Internacional”. Aquí mismo se aventuró la probabilidad de que su exaltación exclusiva de los méritos de la ministra de Economía y Finanzas fuera un “golpe local” a su paisano, motivado quizá porque Gurría fue secretario de Hacienda con el priista Ernesto Zedillo, y Carstens lo mismo con el panista Felipe Calderón. “En virtud de diferentes interpretaciones” (Gurría es lector fiel de MILENIO), aclara ya que (aunque “sólo la competencia abierta y basada en méritos puede dar a los organismos la legitimidad para abordar la compleja problemática global”) Carstens “tiene una probada trayectoria en el ámbito financiero internacional y en el propio FMI, lo cual lo hace un excelente candidato. Es además un colega y amigo de muchos años”. Bien los dos. (Milenio)

Olvido

  • Joaquín López-Dóriga. Las elecciones olvidadas. El peso electoral del Estado de México y la proyección de su gobernador Enrique Peña Nieto y Andrés Manuel López Obrador hacia las presidenciales del año que viene, han dado un peso tal a las elecciones de esa entidad que han desplazado la atención de las otras dos que se realizarán el mismo domingo 3 de julio: Coahuila y Nayarit. En el Estado de México la ventaja que marca el priista Eruviel Ávila en el promedio de las encuestas lo hace aparecer como inalcanzable. Lejos se ven Alejandro Encinas, que mantiene consistentemente un muy distante segundo lugar y aún más allá Luis Felipe Bravo Mena, en el tercer escalón. En Coahuila se da el caso sui géneris de un hermano, Rubén Moreira, que sucederá a otro, Humberto Moreira, gobernador con licencia de esa entidad y presidente nacional del PRI, quien en las encuestas aparece con el triple de preferencias del panista Guillermo Anaya. Las candidaturas de Genaro Fuantos, PRD, y Jesús González Schmall, PT-Convergencia, son testimoniales. En Nayarit, si bien el priista Roberto Sandoval Castañeda aparece en primer lugar en las encuestas con 40 por ciento, existe la posibilidad de que Marta Elena García, PAN, y Guadalupe Acosta Naranjo, PRD, pudieran hacer una alianza final para presentar una plataforma competitiva. La diferencia entre el Estado de México y Coahuila y Nayarit es que en el primero sólo eligen gobernador y en los otros dos congresos locales y presidencias municipales, lo que dificulta los acuerdos con tantos aspirantes. Hoy, el panorama para el 3 de julio parece favorable al PRI en los tres estados, a menos que en Nayarit creciera el conflicto priista con el gobernador Ney González y se formalizara la alianza PAN-PRD. Claro que para eso habrían de elegir a un candidato común, ella o él, y ninguno está dispuesto a ceder. A ver qué dicen sus dirigencias y luego al final los votantes.***** Retales. 1. RUPTURA. No sé qué busca el PRI con el desconocimiento como interlocutor válido de Javier Lozano, secretario del Trabajo y autodeclarado gallo azul a la Presidencia de la República. ¡Qué modo de hacerle la campaña!; 2. UNIDAD. En Michoacán avanza la propuesta ciudadana para que ante la inseguridad y violencia, PAN, PRD, PRI postulen un candidato único para las elecciones de noviembre. Ya se reunieron sus dirigentes y lo que me preocupa es que lo vieron con buenos ojos, lo que en política es sinónimo de carpetazo; y  3. CARSTENS. Dice Carlos Mota que sí es importante que Agustín Carstens llegue a la dirección del FMI. Yo también lo creo. Pero estoy convencido que para lo que viene con las elecciones en 2012, fin de sexenio y cambio de gobierno es más importante que, por sus credenciales, permanezca como gobernador del Banco de México. (Milenio)

 

Michoacán

  • Jorge Fernández. Uno para Michoacán, los adjetivos y el encono. Hace varias semanas un prominente empresario michoacano me decía que estaban trabajando en un acuerdo que podía cambiar las cosas en su estado: buscarían que en las elecciones de noviembre próximo, el PRI, el PAN y el PRD fueran con un candidato único y un programa de gobierno también común. La verdad es que me pareció una propuesta bien intencionada, pero utópica. La semana pasada, en un encuentro con empresarios en Brasil en el que me tocó participar, otro hombre de negocios michoacano me dijo que ya tenían casi arreglado ese acuerdo: que todos los grupos importantes, de la mano con las principales organizaciones civiles, habían llegado a un acuerdo y lo habían trasladado al gobernador Leonel Godoy y a los partidos. Le pregunté quién sería un candidato viable para esas tres fuerzas: que lo decidan ellos, me dijo, no nos interesa el nombre sino que exista un gobierno unido y que tenga una agenda común para reconstruir el estado. La utopía había quedado atrás. Apenas ayer los dirigentes nacionales de los tres partidos se reunieron con Godoy y aceptaron analizar esa posibilidad. ¿Es posible?, ¿es lógico que haya un candidato común? Sí es posible, por varias razones: primera, la entidad está devastada. Ese mismo día, ocho pueblos de la montaña eran arrasados por la lucha entre cárteles del narcotráfico y sus pobladores llegaban a refugiarse en Apatzingán. El sindicato de maestros, la Sección 18, que responde a la disidencia, tan dura, beligerante y corrupta como la Sección 22, anunciaba que paralizaría la entidad siguiendo el ejemplo de sus aliados oaxaqueños: también quieren que las fuerzas de seguridad se vayan del estado. El gobernador Godoy, en medio de esa crisis, exigía que se disculpen con él por el michoacanazo. Segundo, la próxima administración local será, en realidad, un gobierno de transición, durará tres años y medio y debe dedicarse a reconstruir lo que se ha perdido en Michoacán: las instituciones, algo que puso de manifiesto, acuerdos políticos y decisiones controvertidas de los jueces aparte, el michoacanazo. Hoy el gobierno del estado no tiene pleno control ni sobre las instituciones ni del territorio. Ni hablemos de los presidentes municipales o de las fuerzas de seguridad locales. Tercero. Los partidos están divididos y sin liderazgos claros. En el PRI no han definido aún quién podría ser el candidato, pero ninguno sobresale con claridad. En el PRD, Godoy está atrapado con su pasado, no termina de estar ni con Nueva Izquierda ni con López Obrador ni con Ebrard. Los duros tampoco lo quieren y los Cárdenas han puesto distancia con el mandatario. Cualquiera que llegue podría, desde el PRD, ajustar cuentas con su antecesor. En el PAN, el lanzamiento de la hermana del presidente Calderón, Luisa María, es un experimento de alto riesgo y que también ha dividido al PAN. En ese contexto, no parece tan descabellado encontrar un personaje que pueda llevar la transición del estado y abrir un espacio para que se dé esa misma transición en los partidos con el fin de que reconstruyan sus dirigencias locales, al tiempo que se recupera la seguridad, sin colocar esa lucha en una disputa partidaria. ¿Tendrán un acuerdo de ese tipo los partidos? Quién sabe, porque, por otra parte, prevalece el encono más que la inteligencia. Nuestros partidos se han lanzando a la batalla por 2012 con más agravios que ideas. Ejemplos hay muchos: en el Estado de México, Eruviel Ávila ve crecer cotidianamente su ventaja sobre Encinas y Bravo Mena, pero mientras el candidato perredista se lanza a apoyar a los maestros paristas en Oaxaca, sus seguidores se dedican a agredir a Bravo Mena, y olvidan que, hasta hace unas semanas, el PAN y el PRD pensaban ser aliados. Si siguen las cosas así, ambos, Bravo Mena y Encinas, van a tener menos votos que los que obtuvieron hace 18 años cuando fueron, ambos, candidatos contra Emilio Chuayffet. Mi muy apreciado David Penchyna, que sin duda tiene talento para otras cosas, anunció en conferencia de prensa que su partido, el PRI, rompía con Javier Lozano, el panista secretario del Trabajo. Utilizó en una sola frase unos 18 adjetivos para descalificar a Lozano, pero no dio una explicación de fondo para hacerlo. Era en respuesta a que Ernesto Cordero, Alonso Lujambio y el propio Lozano habían ido el fin de semana a un mitin de Bravo Mena y habían llamado “bravucón” a Humberto Moreira. Como mi amigo Penchyna no es García Márquez y no se puede tomar esas licencias literarias, habrá que concluir que, cuando se tienen que usar tantos adjetivos para tan pocos sustantivos, no hay sustancia. Es una bravuconería. Lo mismo que el debate en el Congreso por la medalla de García Luna. Ante las contiendas en el Estado de México y en Coahuila (Rubén Moreira, hermano de Humberto, gana cuatro a uno el estado), el priismo nacional debe verse más ligero de equipaje, con menos beligerancia y más ánimo constructivo. Tiene todo para ganar, puede ser generoso. (Excélsior)
  • Carlos Ramírez. Michoacán, ¿experimento 2012?. Narco-estado, fracaso de Godoy. 1) En Michoacán comenzó la ofensiva del gobierno federal contra los cárteles de la droga y en Michoacán podría llegar a su punto culminante el fracaso de las fuerzas políticas para articularse a esa estrategia gubernamental. La posibilidad de un candidato común de todos los partidos no resolvería la crisis de seguridad, aunque dejaría indicios de cómo podría venir el 2012 presidencial. 2) El problema real en Michoacán en realidad no radica en cómo medio cumplir el mandato electoral. Resulta mezquino que los líderes de los partidos nacionales se reúnan con el gobernador perredista michoacano Leonel Godoy para explorar una candidatura común de los tres partidos, pero que esas mismas fuerzas nacionales y locales ignoren que el problema no es electoral sino de la ineficacia del gobierno de Godoy para combatir al narco y de la falta de apoyo político a la estrategia gubernamental contra el crimen organizado. 3) El punto clave de la crisis de seguridad en Michoacán radica en la incapacidad del gobernador perredista Leonel Godoy para definir una política de seguridad pública a nivel local y su desapego a la estrategia federal. El hecho de que su medio hermano Julio César Godoy haya sido desaforado como diputado federal perredista ante las pruebas de su involucramiento en el narco revela el tamaño del problema: el narco ya contaminó las altas esferas del poder local y a la familia del gobernador. 4) Si los partidos se han reunido para explorar la posibilidad de una candidatura común, ¿por qué no deciden apoyo a la estrategia de seguridad del gobierno federal? La ofensiva del gobierno federal logró sacar de la jugada a los líderes del cártel de La Familia, pero la violencia se desató por la falta de decisión del gobierno perredista estatal para perseguir a los grupos de esa organización que comenzaron a actuar por la libre. Paradójicamente, hace unos días el gobernador Godoy dijo que seguía esperando “una disculpa”, del gobierno federal por el michoacanazo de 2009 por el arresto de funcionarios estatales y municipales. Sin embargo, la sociedad mexicana sigue también esperando una disculpa del PRD y del propio Leonel Godoy por la protección política que le dieron a Julio César Godoy, ahora prófugo de la justicia, y la forma en que lo arroparon para que protestara como diputado federal y lograra fueron constitucional; sin embargo, las pruebas en su contra fueron contundentes y los diputados tuvieron que desaforarlo. 5) La crisis en Michoacán se da en el escenario de hechos que indican el regateo político a la estrategia de combate contra el crimen organizado: -La pasividad del PRD y del gobierno michoacano en el caso de Julio César Godoy. Lo paradójico ha sido que dos de los involucrados en la protección a Godoy para que ingresara clandestinamente a la Cámara de Diputados y pudiera protestar como diputado ahora son candidatos del PRD a gobiernos estatales: Alejandro Encinas, candidato en el Estado de México, era el jefe de la bancada perredista y dio el aval a Godoy; y Guadalupe Acosta Naranjo, candidato en Nayarit, fue uno de los que facilitó el ingreso de Godoy a la Cámara como santuario político ajeno a la seguridad pública. -La politización del caso de la condecoración al secretario mexicano de Seguridad Pública, Genaro García Luna, en Colombia pero sin obtener el permiso previo del Congreso, pero justo cuando la Policía Federal ha asestado severos golpes a los cárteles de la droga. Se trata de una estrategia para paralizar a las fuerzas de seguridad cuando han comenzado a desmantelar a los cárteles; al Ejército con presiones de derechos humanos y a la PF con el acoso a García Luna incluyendo el bloqueo a la iniciativa de mando policiaco único. -La decisión de gobiernos estatales de negarse a la certificación gubernamental vía exámenes de confianza; niveles de gobierno y mandos policiacos estatales y municipales han eludido la presentación de esos exámenes, con lo que dejan las sospechas de irregularidades. Una estrategia de seguridad debe comenzar con la certificación de confianza de los niveles políticos y de gobierno y de los mandos policiacos. -La pasividad de la Cámara de Diputados para desahogar las reformas a la ley de seguridad nacional que otorgarían más certeza y funcionalidad a las fuerzas armadas en el combate a las mafias criminales. La falta de un marco jurídico preciso ha limitado las acciones de las fuerzas de seguridad contra el crimen organizado. 6) La salida política en Michoacán con un candidato común y/o una agenda común es engañosa y oculta el conflicto real que existe en la entidad: no “la confrontación, guerra sucia y descalificación” en competencias electorales, sino la pérdida del control del estado por parte del gobierno de Godoy y la incapacidad estatal para combatir con eficacia al crimen organizado. Mientras los líderes de los partidos se reunían en el DF con el gobernador Godoy, zonas territoriales de Michoacán eran desalojadas por la violencia y el poderío superior de las bandas criminales sobre las policías estatal y municipales. 7) Michoacán no necesita un pacto de civilidad electoral sino la decisión estatal de sumarse con decisión a la estrategia federal. El fracaso de Leonel Godoy como gobernador tiene al estado ante el umbral de un gobernador interino de los tres partidos y la escalada de violencia de los cárteles de la delincuencia, la prioridad se localiza en un acuerdo de seguridad con participación social. 8) El experimento Michoacán sería una variante de un acuerdo para la construcción de un sistema democrático: todas las fuerzas se unen en torno a un candidato y a un programa común. Sería una salida al laberinto facundiano en que se encuentra el país, vueltas y vueltas sin encontrar salidas: un presidente de la República de todas las fuerzas y un programa para las tres claves de una transición: nuevo modelo de desarrollo, nuevo sistema político y nuevo pacto constitucional. Michoacán podría estar dando señales para el 2012. (Financiero)

Lobo

  • Raymundo Riva Palacio. Ahí viene el lobo. Hace exactamente una semana, el presidente nacional del PRI, Humberto Moreira, iba a anunciar todo el nuevo Consejo Político Nacional, con el cual el partido arrancaría una larga temporada electoral. Los planes se cancelaron sin explicación alguna, con lo cual varios ex gobernadores se quedaron en el limbo. La decisión de Moreira se debió a que tras una consulta en los más altos niveles de la PGR, le sugirieron que nombrar a Eugenio Hernández de Tamaulipas y José Reyes Baeza de Chihuahua, no era una buena idea. Los dos ex gobernadores se encuentran hace tiempo en la mira de las investigaciones sobre narcotráfico, y desde las elecciones federales en 2009, han vivido bajo el temor de ser expuestos y detenidos. Hernández y Reyes Baeza han viajado con frecuencia a la ciudad de México en las últimas semanas, y el de Chihuahua, particularmente, se muestra muy nervioso. A diferencia de Hernández, su principal enemigo público no es el gobierno federal sino el gobernador actual, también del PRI, César Duarte, que asegura que quiere meterlo a la cárcel. Fuentes de la PGR dijeron que la respuesta a la consulta que hizo la dirigencia del PRI sobre Hernández y Reyes Baeza no fue contundente. Es decir, no se les informó si había o no una averiguación previa en su contra, sino que solamente se les dijo que, por razones de fama pública, podría no ser conveniente que los nombraran. A buen entendedor, pocas palabras. Moreira detuvo todo mientras comenzaron a señalar con más insistencia algunas personalidades del PRI, que nunca han tenido relación con el narcotráfico y que ese vínculo es parte de una trama del gobierno contra el partido, dentro del contexto de la campaña presidencial de 2012. Los casos de Hernández y Reyes Baeza no son los únicos que han salido en indagatorias preliminares en temas relacionados con el narcotráfico. Hay cuando menos dos ex gobernadores del PRI, un ex gobernador del PAN y uno del PRD, cuyos nombres han sido mencionados por presuntos narcotraficantes o por testigos protegidos en México y en Estados Unidos. Sin embargo, para que las autoridades puedan proceder judicialmente, esas menciones tienen que ser comprobadas y probadas ciertas, con evidencias. En los casos de Tamaulipas y Chihuahua, la violencia que los agobia es resultado de la confrontación entre cárteles de la droga que se rompieron a partir de 2008, cuando la vieja Federación, que era el paraguas de todas las organizaciones criminales en el país salvo el cártel de Tijuana y el cártel del Golfo-Zetas, se fracturó y provocó realineamientos que no han dejado de alterarse desde entonces. La violencia en Tamaulipas tiene su germen en enero de 2007, cuando el gobierno extraditó a Osiel Cárdenas, jefe del cártel del Golfo, a Estados Unidos. Cárdenas, fue quien reclutó a desertores del Ejército para formar un brazo armado de su organización, Los Zetas, y que desde la cárcel de máxima seguridad de El Altiplano, en el Estado de México, mantenía el equilibrio entre las dos ramas de su organización, que vivía en permanente tensión. Hacia finales de ese 2007 Los Zetas se aliaron con Arturo Beltrán Leyva, uno de los brazos armados de la Federación, quien en enero de 2008 rompió con sus viejos socios del cártel de Sinaloa, con lo que cambió el mapa del narcotráfico en México. La Comarca Lagunera, Durango y Chihuahua se incendiaron al convertirse el eje Torreón-Gómez Palacio-Ciudad Juárez, la ruta por donde atraviesa el 70% de la cocaína a Estados Unidos, un territorio en disputa, mientras que la implosión de los grupos tamaulipecos contaminó Nuevo León y el occidente de Coahuila. El cártel de Juárez permaneció aliado a Beltrán Leyva y a Los Zetas, que formaron su propio ejército narcotraficante, y a la muerte de Beltrán Leyva en diciembre de 2009, el cártel del Golfo se alió con Sinaloa para enfrentar a Los Zetas. En todos estos casos, siempre hubo un cártel que aparecía como favorecido. En los centros motores de esos cárteles y sus principales campos de batalla se concentra la violencia derivada del narcotráfico, así como los arrestos que han producido nueva información de inteligencia e indicios para perseguir. Los nombres de los ex gobernadores han aparecido en los interrogatorios, pero no pruebas que demuestren su probable responsabilidad. Por lo mismo, Hernández y Reyes Baeza tienen una ventana de oportunidad para limpiar su nombre ante quienes deben hacerlo: la PGR. El camino lo enseñaron Liébano Sáenz, cuando era secretario particular del entonces presidente Ernesto Zedillo, y el ex director del ISSSTE Miguel Ángel Yunes. En el caso de Sáenz, su nombre fue mencionado por un inculpado con Amado Carrillo, El Señor de los Cielos, y a la sazón jefe del cártel de Juárez, mientras que Yunes fue acusado públicamente de pederastia. Los dos, en momentos diferentes, acudieron a la PGR, sin prensa ni reflectores, y pidieron a la autoridad que los investigara. La PGR procedió a partir de los indicios, y todas las imputaciones que se les hicieron, se desvanecieron. Después de meses de investigarlos, la PGR les comunicó oficialmente que no había nada en su contra que probara las acusaciones que se les habían hecho. Esa es la ruta para Hernández y Reyes Baeza, sin politizar sus casos ni hacer litigios mediáticos. Antes que aparezca en algún diario la filtración de una averiguación previa que sólo los manchará, sería conveniente si son libres de toda culpa, que se vacunen de una vez por todas con la autoridad que puede acusarlos o exonerarlos, y regresen a dormir tranquilos. (La Razón)

Canada

  • Héctor Aguilar Camín. Oh, Canadá! Uno lee los síntomas y ve venir la enfermedad. Ahora resulta, dice The Economist, que en materia de las drogas más temidas hoy por Washington, las drogas de diseño o metanfetaminas, entre las cuales la mejor es el éxtasis, el origen de mayor comercio ilegal no es el Bajío mexicano, del que era dueño el metanfetamínico Nacho Coronel, sino la insondable, blanca y llana Canadá. La gran cantidad de inmigrantes asiáticos le da al crimen organizado de Canadá un acceso más fácil a la seudoefedrina china, el insumo por excelencia de las metanfetaminas que hizo las toneladas de dinero en efectivo del epónimo chino mexicano, Zhenli Ye Gon, quien lo importaba en conteiners por el mexicanísimo puerto de Las Truchas. Bueno, pues el enemigo moderno de las metanfetaminas para el insaciable mercado estadunidense que no reconoce ni acata otras leyes que las de la oferta y la demanda es, señoras y señores, Canadá. Canadá. Oh, Canadá! Problema: entre Estados Unidos y Canadá hay una frontera de 8 mil 891 kilómetros, casi tres veces la mexicana. Alivio: la mayor parte de esa frontera es intransitable o despoblada. Realidad: Durante el año 2010 (hasta el mes de octubre), las aduanas estadunidenses habían interceptado en la frontera de Canadá 1,460 libras (662 kilos) de anfetaminas y en la frontera con México sólo 24 libras. La diferencia puede deberse a que los guardias aduanales fronterizos con México estén mejor aceitados que los canadienses, pero lo probable es que en realidad el paso de metanfetaminas por Canadá sea 66 veces mayor que el de México. Los mecanismos para monitorear pasos en la frontera canadiense se han multiplicado: aumento de 300 a 2,200 puestos de inspección aduanal, sistemas de videos aéreos y radares térmicos para los 35 millones de vehículos que cruzan la frontera cada año. Los traficantes han multiplicado también sus recursos con motos para la nieve en el invierno y camionetas todo terreno en el verano, más el arma secreta de la autonomía indígena, a saber, la que se conoce como reserva St. Regis Mohawk en Nueva York y Akwesasne Reserve del lado canadiense, corredor por donde pasa hoy hasta el veinte por ciento de la mariguana de altos poderes que entra de Canadá a los Estados Unidos. (The Economist: “Ecstatic traffickers. The drug trade in North America”. May 23rd 2011). Me pregunto sólo cuándo empezarán los balazos. Oh, Canadá! (Milenio).
Anuncios

Acerca de Imagen Política

Somos un grupo de profesionales de la comunicación, que hemos conjuntado nuestra capacidad y experiencia en las áreas del periodismo escrito, radiofónico y de análisis político, que nos permite ser la firma más exitosa de: consultores políticos, de comunicación, estrategias de mercadotecnia y cabildeo.
Esta entrada fue publicada en Síntesis Política y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s