Síntesis Política de Imagen Política

Finanzas, Negocios /Energía

  • Crédito crecerá entre 15 y 20% nominal: ABM
  • SHCP: subsidio a gasolina 169 mil mdp
  • Afore han financiado a empresas con 430 mil mdp
  • IETU cumple objetivos, afirma Hacienda
  • Afinan plan piloto de micropensiones
  • Azoteas verdes, sin incentivos
  • Publican hoy decreto automotriz
  • Invierten mil 350 mdp en desarrollos en Mérida
  • Inversión turística, menor a la de 2008: CNT
  • Insiste Concanaco en desaparición del IETU
  • Aumentan 39% tarifas eléctricas para industria
  • Continúa debilitándose  sector de construcción

 

Seguridad /Justicia / Salud

  • Peña se despide del Sistema Nacional de Seguridad
  • Evacuan 250 viviendas por  Río de los Remedios
  • La Familia no está desmantelada.- Godoy
    • El IMSS, sostenible hasta 2016: Karam

 

 

 

 

Gobierno / Partidos / Congreso /  Estados

  • De los siete panistas no se hace uno: Beltrones
  • IFE; Guerrero renuncia a Comité de Radio y TV
  • Es de colaboración, la relación con Elba: Peña
  • Panal; Arriola Gordillo, secretaria general
  • Acusa Godoy a Cocoa de usar recursos públicos
  • Multa de 26 mil pesos a Eruviel

                                                                    TITULARES DEL DÍA
Financiero Crecerá a 169 mil mdp el subsidio a gasolinas
Economista La captación de IEUT cayó 10% en 5 meses
Reforma Suspenden a juez
Universal Anuncian combate conjunto al crimen
Jornada Más de 6 muertos por la violencia durante 2011
Milenio Si cumplen, más dinero anticrimen a Peña y Ebrard
Excélsior Causan lluvias caos en el país
Sol de México Pide Calderón reducir inseguridad
Crónica Aprueban plan nacional de combate al secuestro
La Razón Conagua pudo evitar inundación en Neza y Ecatepec

  • Quieren los Moreira mantener el poder. El dirigente nacional del PRI, Humberto Moreira, se juega este domingo, en Coahuila, la continuidad de una red de poder que construyó en los últimos seis años. Su hermano Rubén fue parte de la Administración y, según los opositores al PRI, su candidatura encama un proyecto reeleccionista, “En Coahuila, cuna de la Revolución, no habrá sufragio efectivo y sí habrá reelección”, asegura Jesús González Schmal, candidato del PT-Convergencia. Con más de 30 años de experiencia política, el ex panista se dice sorprendido por la regresión antidemocrática que está sufriendo su estado, en donde Humberto Moreira se apresta a entregar el poder a su hermano Rubén, mientras el PAN replica las mismas prácticas antidemocráticas del tricolor para tratar de impedirlo. González Schmal refiere un catálogo de irregularidades en el actual proceso electoral: el PRI reparte despensas a cambio de votos; el PAN usa el Programa Oportunidades para hacer campaña; el PRI presiona a empleados de Gobierno para apoyar a su candidato; el PAN usa las oficinas de las delegaciones del Gobierno federal como locales partidistas. Añade que Rubén Moreira entrega las tarjetas “La más mejor” y “La más mejorcita” para cooptar el voto, y el aspirante del blanquiazul, Guillermo Anaya, entrega su propia tarjeta con la promesa de depositar mil pesos y la bautiza como “La Cumplidora”, cuyos derechos de autor reclama el PRD. “Están en una lucha encarnizada por el poder, la familiocracia de los Moreira y la compadrocracia de Anaya”, acusa ”MODELO CUBANO” El panista Guillermo Anaya, compadre del Presidente Felipe Calderón, afirma que Rubén y Humberto Moreira han implantado en Coahuila un modelo de control político “a la cubana”. “Los Moreira tienen un control absoluto sobre los medios de comunicación, sobre los sindicatos, sobre las estructuras de gobierno; presionan e intimidad a los empresarios. Adoptaron el modelo cubano en pleno siglo 21”, asegura Anaya. (Reforma)

 

 

Un Año

  • Joaquín López-Dóriga. Sólo falta un año. Hoy estamos a un año de las elecciones presidenciales de 2012 y el panorama se ve mucho más complicado que el de 2006, hace cinco años. Debería decir que en 2006 el conflicto estalló la noche del mismo 2 de julio, cuando el IFE no pudo dar un ganador, respaldado por las encuestadoras, y disparó a Andrés Manuel López Obrador, quien aquella misma noche, desde el Zócalo, decretó su triunfo y el inicio de ese conflicto poselectoral, llevando al bloqueo del corredor Zócalo-Reforma y su unción como presidente legítimo de México, desde donde arrancó su campaña presidencial hacia el 2012. En ese clima que se adelanta ya, hoy, a doce meses de las elecciones presidenciales, los precandidatos se comienzan a ver. En el PRD-PT-Morena es el mismo López Obrador. No veo cómo vaya a ceder la posición a Marcelo Ebrard. En el PRI lleva marcada ventaja Enrique Peña Nieto, aunque lata el corazón de Manlio Fabio Beltrones, que ahí está. Y en el PAN, como todo partido en el poder, se apuntan no los diez que había alardeado Gustavo Madero, pero sí siete. Del gabinete: Ernesto Cordero, Alonso Lujambio, Javier Lozano y Heriberto Félix; del Congreso: Josefina Vázquez Mota y Santiago Creel; de los gobernadores: Emilio González. De los cuatro primeros, el presidente Calderón será el fiel de la balanza, estando más cercano Cordero y en un segundo lugar Lujambio; no veo a Vázquez Mota ni a Creel declinando, tampoco al gobernador de Jalisco. Así que cuando el 18 de octubre el PAN defina el método de selección, tendrá al menos cuatro finalistas de los que el 18 de febrero deberá sacar un candidato. Lo que ya se puede adelantar es que en 2012 viviremos el proceso electoral más rijoso, enconado y sucio del que haya registro, donde la exigencia de la sociedad es que a esa guerra sucia y el discurso violento no sigan los hechos violentos porque el país no lo resistiría. Ni se los perdonaría. ******Retales. 1. ESTRENO. Hoy se estrena la película-documental 0.56%, producida por Lorenzo Hagerman y Lynn Fainchtein. Es un ejercicio de memoria en torno a López Obrador y el proceso de 2006 que hay que ver para recordar lo que el tiempo y las circunstancias hacen olvidar; 2. ¿DÓNDE ESTÁ? Por la información que entregó la PGR al Consejo de la Judicatura, se procesa el secretario del juzgado noveno administrativo, Esiquio Martínez. Le descubrieron movimientos bancarios por 500 millones de pesos. Desde entonces desapareció su jefe, el juez titular, Álvaro Tovilla León. Ahora lo suspenden en ausencia, cuando este juez hace tiempo que dejó el país; y 3. DE ARENA. Y de la mano con lo anterior, fue confirmado por seis años más el juez Héctor Palomares, personaje central de la película testimonial Presunto culpable. (Milenio)

Peña / PRI

  • Ciro Gómez Leyva. Para Peña Nieto si que mejor, imposible. Mejor, imposible, dijo a fines de marzo un cándido presidente del PAN, Gustavo Madero, al evaluar la fallida consulta para formar alianza con el PRD en el Estado de México. Mejor, imposible, debe estar diciendo en este momento Enrique Peña Nieto. La diferencia con Madero es que el gobernador mexiquense tiene las evidencias en la mano. Comencemos por el riesgo que tomó al jugarse su gigantesco capital político en esta elección. Sin despeinarse, tiene a su candidato Eruviel Ávila con 30 puntos de ventaja en todas las encuestas. Si la victoria se consuma el domingo (y no necesariamente por esa diferencia), podrá pasar a la caja del PRI a recoger otras cinco, diez montañas de las fichas que nadie más tiene en el casino tricolor. Peña Nieto saldría sin rasguño de la que sería la última prueba rumbo a la candidatura presidencial. A él sí que la oposición no supo quitarle una pluma. Habría mostrado, además, la fórmula para seleccionar al candidato de 2012. Está escrita, prescrita y aplicada con Eruviel: ni una queja, menos una fisura. ¿Quién se animará a proponer un método diferente en el PRI? Pero quizá lo más significativo es haberse puesto en dimensión electoral frente a sus cuatro probables contrincantes del año próximo: el panismo calderonista que no calienta, el panismo-panismo desmotivado que no levanta, el lopezobradorismo que ladra y no muerde, y el perredismo-ebrardista que se niega a crecer y reproducirse. Es cierto que el lunes comenzará otro capítulo de la historia. Pero comenzarlo desde donde lo hará, era un sueño dorado de Peña Nieto. Para él sí que mejor, imposible. (Milenio)
  • Otto Granados. ¿Qué sigue en el PRI? Tras la victoria que obtenga el PRI el próximo domingo en diversos comicios estatales, la gran interrogante no es quién será su candidato presidencial, sino, más bien, cómo y por qué se produjo su regreso como el partido dominante en la competencia electoral y, por ende, en el gobierno. Las razones, desde luego, son variadas, aunque destaca de manera principal la incompetencia de las administraciones panistas y el consecuente desencanto ciudadano en relación con el cambio prometido o, dicho con mayor propiedad, con las expectativas que de éste se formularon alegremente. Pero también es justo decir que, a despecho de aquellos priistas que desearían ver algo distinto, propositivo o fresco, da la impresión de que los rasgos más tradicionales de esa formación son precisamente los que, quizá, están facilitando su éxito. Me explico. El PRI se ha desempeñado con eficacia en estos tiempos básicamente por dos razones. Una es la combinación de un fuerte instinto de sobrevivencia con su implantación nacional y la capacidad de movilización de una maquinaria partidista en la cual confluyen los residuos del corporativismo que aún simpatiza con el PRI, el priismo histórico y sociológico que constituye el núcleo central de su voto duro y una cierta proporción de votantes modernos y urbanos, antes monopolizados por el PAN. La otra es su profunda cautela ideológica o franca aversión a tomar decisiones que podrían ser comprometedoras o polémicas ante el electorado o bien desgastantes mediáticamente. En estos elementos subyacen varias de las fibras antropológicas que el PRI no sólo está aprovechando para ganar, sino que exhiben su naturaleza primaria: más que un partido convencional, el PRI en el poder era una cultura, un sistema; en suma, un modo de hacer política, en torno al cual gravitó durante décadas la mayor parte de los otros actores públicos, económicos y sociales de México; creó un determinado comportamiento electoral y un peculiar estilo de mediación entre la sociedad y la autoridad. A la luz de los resultados electorales recientes, mucho ha permanecido de ese legado. Por otro lado, buena parte de los estudios sobre regímenes en transición muestra que, a menos que realicen una gestión económica muy exitosa (y que la gente perciba como tal, cosa que no sucede en México), las nuevas democracias suelen presentar un síndrome que combina desconfianza en la política y los políticos, percepciones de ineficacia de los nuevos líderes, bajos niveles de valoración de las instituciones democráticas e insatisfacción con el desempeño de las instituciones representativas. El resultado de ese panorama es la sensación nostálgica de que “todo tiempo pasado fue mejor” y eso, políticamente, es un activo que el PRI está capitalizando. Ahora bien, pensando en los problemas de fondo para el país, ¿es ésa la estrategia correcta? Categóricamente no. Hay que explicar, argumentar y convencer por qué y para qué se gana una elección. Y ésta es una obligación política elemental. (La Razón)

Elección / Ilegitima

  • Pablo Hiriart. La elección del domingo. Miren nada más quiénes hablan de “campañas anticipadas”. La acusación contra Eruviel Ávila de realizar actos anticipados de campaña se la endosa la alianza PRD-PT-Convergencia, con el argumento de que era precandidato único de su partido y no debió realizar eventos públicos antes de la campaña formal. Si hay un candidato en campaña y no sólo con eventos públicos, sino a través de spots en radio y televisión, es el aspirante presidencial del PRD-PT-Convergencia, Andrés Manuel López Obrador. Esos partidos son los que financian las giras de precampaña de López Obrador y ahora gritan ¡fraude! ¡fraude! porque Eruviel Ávila tuvo dos reuniones de precampaña con la militancia de su partido en dos municipios. El Tribunal resolvió que, si bien la ley le permitía a Eruviel hacer esas reuniones, al ser precandidato único no debió realizarlas porque existía la posibilidad de que el público que no es militante priista se enterara del contenido de esas pláticas. Eso es todo. Y a partir de ahí hemos visto a los representantes de Alejandro Encinas protestar en emisiones de radio y redoblar su exigencia de que se anulen las elecciones del domingo por “inequitativas”. La única ilegalidad grave de esa elección es la candidatura misma de Encinas, que no es de ahí ni vive ahí. La ventaja con que Eruviel Ávila llega al triunfo en los comicios del próximo domingo en el Estado de México hay que leerla como un mensaje de la población acerca de cómo quiere que sean sus gobernantes. Tienen que poseer un perfil de honestidad, de trabajo, y provenir de la cultura del esfuerzo, como es el caso de Eruviel. Los priistas han perdido en las dos últimas elecciones presidenciales en esa entidad, la gubernatura la ha mantenido ese partido con holgura y los municipios más poblados han cambiado de mando entre priistas, panistas y perredistas. Por esa razón decir que en el Estado de México se gana con bultos de cemento es ningunear a los electores. El PRI va a ganar porque llevó a un buen candidato e hizo una campaña sin errores. Las encuestas muestran que su candidatura fue consistente, pues a pesar de estar muy alto en las preferencias nunca se cayó. Por lo general los candidatos que arrancan con mucha ventaja suelen caerse, o bajan de manera considerable. Éste no fue el caso. Ni en los debates tuvo una caída abrupta Eruviel Ávila, a pesar de estar con dos buenos polemistas, como son Bravo Mena y Alejandro Encinas. Su campaña estuvo bien llevada, pues no cometió errores. Construyó un triunfo limpio de principio a fin, salvo, hay que repetirlo, alguna sorpresa que ni siquiera esperan ni en el PAN ni en el PRD. Ya se acabaron las campañas y la última palabra la tendrá el electorado este domingo. (La Razón)
  • Carlos Ramírez. Elección Edomex: ¿ilegítima?. Instituto Electoral para el PRI. El incidente de última hora planteado por el PRD contra el candidato priista Eruviel Ávila por actos adelantados de campaña llevó a exhibir al Instituto Electoral del Estado de México como el organismo menos confiable y al servicio completamente del PRI. Si la ley electoral mexiquense es clara en incluir la pérdida del registro como candidato por actos anticipados de campaña, el IEEM se conformó sólo con una multa contra el PRI por asumir que no se trataba de una violación grave a las leyes. Lo peor del asunto fue que el propio candidato del PRI aceptó haber llevado actos anticipados de campaña y ni así el IEEM actuó con legalidad. El inciso a) de la fracción II del artículo 355 del Código Electoral del Estado de México es muy claro en las sanciones a “los partidos políticos, sus dirigentes, precandidatos y candidatos, independientemente de las responsabilidades en que incurran”: “Por realizar actos anticipados de precampaña con independencia de otras sanciones establecidas en este Código se aplicará multa del equivalente de cincuenta a mil días de salario mínimo general vigente en la capital del Estado de México. Si la violación fuese grave podrá, adicionalmente, sancionarse con la pérdida del derecho para ser postulado como candidato en la elección de que se trate o, en su caso, con la cancelación del registro como candidato correspondiente.” Por tanto, si el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación determinó que sí hubo actos anticipados de campaña, las autoridades electorales mexiquenses también establecieron lo mismo y el propio candidato priista aceptó haber cometido la irregularidad, entonces el IEEM estaba obligado a aplicar la ley electoral y debió de haber cancelado el registro a Eruviel Ávila. Pero el instituto electoral se escudó detrás del hecho de que el código electoral no establece una tabla de delitos graves o no graves. Sin embargo, el solo hecho de haber incluido el delito y la pérdida del registro como candidato en la ley le dio una severidad al asunto. El tema de la denuncia contra Eruviel Ávila por actos anticipados de campaña reveló el grado de flexibilidad con el que opera el instituto electoral mexiquense, sobre todo por las denuncias de que se encuentra -como en casi todas las entidades de la República- al servicio de la secretaría general del gobierno mexiquense y para proteger al PRI. Representantes de partidos de oposición y algunos analistas que han seguido el funcionamiento del IEEM consideran que los consejeros electorales parecen más leguleyos de barandilla y no resuelven y todo lo enredan para beneficiar al PRI, además de exhibir una falta de moderación. Los casos se acumulan para ilustrar la falta de credibilidad del IEEM: la resolución sobre el caso de Bernardo García Cisneros, presidente de la junta local del Valle de Toluca, que fue grabado exponiendo la estrategia electoral del gobierno del estado y del PRI, confesando el uso del aparato gubernamental y recursos públicos con fines electorales constituye la prueba más dura y fehaciente -por estar apoyada en un video de imágenes y sonido- de la operación electoral de un funcionario del IEEM al servicio del PRI y de su candidato. Lo peor fue que el Consejo y los involucrados reconocieron la autenticidad del video pero los consejeros se negaron a verlo en el pleno. El asunto fue desechado. Otro caso fue la forma en que el instituto electoral mexiquense hizo un manejo tramposo -para decir lo menos- de la decisión de retirar la publicidad del gobierno estatal pero esperó dar la orden hasta dos días antes del cierre de campañas, con lo que dejó esa propaganda para beneficiar al candidato del PRI. Y vinculado al asunto de los actos anticipados de campaña, el instituto electoral mexiquense se negó a sancionar el rebase priista de topes de campaña que se localiza como inciso c) del castigo que también incluye la sanción de cancelar el registro del candidato. Retorciendo la ley electoral, el instituto determinó hacer efectivo el castigo hasta después de las elecciones e inclusive luego de haber decretado la existencia de gobernador electo. Con ello, el IEEM anuló el valor jurídico de la ley y dejó hacer al PRI todo lo que viniera en gana. Las autoridades electorales mexiquenses han actuado para beneficiar al PRI con los vacíos legales o las exigencias atemporales o la caracterización de irregularidades que les corresponden a los consejeros electorales. Los pasos para la resolución sobre asuntos delicados de su competencia se extienden hasta el límite y justo en el momento en que carecen ya de efectividad. Peor: muchas de las denuncias de la oposición ni siquiera han concluido el trámite y seguramente saldrán cuando ya no sirvan para regular legalmente el proceso electoral. Entre los retrueques de la ley que han hecho las autoridades electorales para beneficiar al candidato oficial Eruviel Ávila se encuentra justamente el de los actos adelantados de campaña que reconoció el propio candidato priista. Por decisión mayoritaria de los consejeros, el IEEM decidió, en contra de su propia investigación y de los criterios del Tribunal Federal, que el candidato no tenía ninguna responsabilidad y le dio validez a una interpretación distorsionada de los estatutos del PRI y mayor peso que a los criterios del Poder Judicial, tanto de la Corte Suprema como del Tribunal federal. El problema del conflicto postelectoral por las irregularidades no será sólo mexiquense sino que representará el mensaje político del PRI y de su precandidato Enrique Peña Nieto en su camino de recuperación de la Presidencia de la República: el regreso también del viejo aparato electoral que beneficiaba al PRI y que se ciudadanizó por la crisis de 1994 con el alzamiento zapatista, aunque ahora controlado por los gobernadores para favorecer al PRI. Como antes, pues. (Financiero)
  • Miguel A. Granados Chapa.  Vicisitudes mexiquenses. Los tres partidos con mayor presencia en el Estado de México llegan a los comicios del próximo domingo en condiciones por entero diferentes de las que imaginaron y aun planearon sus dirigentes. Enrique Peña Nieto, el Gobernador que juega en dos procesos -la sucesión estatal y su participación en la Presidencia-, supuso posible que un dependiente suyo directo fuera el candidato de su partido, señalado por su dedo. Estaba a punto de designar a Alfredo del Mazo, señoritingo como él mismo, miembro de una dinastía que ha llevado a dos de sus ascendientes, de igual nombre, a gobernar desde Toluca. Y los líderes del PAN y del PRD habían concertado una alianza que les permitiera frenar y echar atrás la poderosa maquinaria electoral priísta. Ninguna de esas expectativas se cumplió. Eruviel Ávila es el candidato del PRI. Advertido del riesgo que correrían su partido y su propia postulación, Peña se resignó a designarlo, para asegurar el triunfo. De haber escogido a Del Mazo (y con mayor razón todavía a Luis Videgaray, hechura directa suya), Peña Nieto habría sufrido la reticencia del priísmo del Valle de México, ayuno del poder político que le ha regateado el del Valle de Toluca. Esa decisión evitó la posibilidad -nunca sabremos qué tan real- de que el Alcalde de Ecatepec, ganador dos veces del gobierno de ese municipio, el más poblado de la república, saliera del PRI para encabezar la alianza opositora. Los dirigentes del PAN y el PRD locales tenían ya concertada una coalición pero carecían de candidato. Contar con un expriísta era una circunstancia ideal: así lo habían mostrado las victorias en Oaxaca, Puebla y sobre todo Sinaloa, porque Mario López Valdez, el ahora gobernador aliancista, fue miembro del PRI por así decirlo hasta media hora antes de su postulación. Ávila podía ser esa carta esperada. Pero la sola amenaza objetiva de que lo fuera contó entre las razones por las que Peña Nieto se ajustó a las circunstancias y aceptó lanzarlo a la palestra. De modo que los líderes opositores locales admitieron que su candidato fuera miembro de uno de los dos partidos. Por ejemplo, Alejandro Encinas que, pese a su militancia en la izquierda, y en la que rodea a Andrés Manuel López Obrador, no era mal visto en la cúpula panista, así en la mexiquense como en la nacional. Llegó a planteársele directamente el apoyo panista a través de la alianza. Pero Encinas rehusó canjear la seguridad (o casi) de la victoria con los votos sumados de panistas y perredistas por sus convicciones y conveniencias y anunció que sólo sería candidato de su partido, el PRD, a solas o aliado con el PT y Convergencia, tal como ocurrió. A su vez, el expresidente panista Luis Felipe Bravo Mena fue postulado por el PAN, a solas. No obstante que en un intento extremo de asegurar la coalición los comités locales del PAN y el PRD organizaron una consulta que con amplia participación se manifestó mayoritariamente por la alianza, ésta no pudo consumarse por la posición de Encinas, que correspondía a la intensa campaña mexiquense de López Obrador. Opuesto a las alianzas de sus partidos con el PAN, el excandidato presidencial fue especialmente enfático en impedir la mexiquense, con lo cual favoreció al PRI, que hubiera quedado en aprietos de consumarse la coalición a la que era adverso López Obrador. Es seguro que Ávila triunfe el domingo. Las encuestas muestran un alto nivel de preferencias electorales en su favor. Las de Reforma no son excepción. Si bien su porcentaje disminuyó dos puntos entre mayo y junio (61 y 59 por ciento), está muy por arriba de sus antagonistas: Encinas subió tres puntos en esos meses (de 23 a 26 por ciento) en tanto que Bravo Mena perdió un punto, de 16 a 15 por ciento. Contendientes de nuevo como lo fueron en 1993, los resultados de Encinas y Bravo Mena quedarán invertidos. Hace 18 años el panista obtuvo el 17 por ciento de los votos y el perredista la mitad de ese porcentaje: 8.7. Será la primera vez que el PRD supere a Acción Nacional. Aun la atractiva candidatura de Yeidckol Polevnsky hace seis años quedó unas décimas de puntos por debajo de la repulsiva candidatura de Rubén Mendoza Ayala. La victoria de Eruviel Ávila es producida por varios ingredientes. El primero de ellos es dinero, de diversos orígenes (incluido el de Jorge Hank). Su campaña ha sido escandalosamente onerosa. Pueden atestiguarlo no únicamente los mexiquenses en su territorio sino los habitantes de la Ciudad de México, a los que formalmente no conciernen los comicios de pasado mañana: cientos de autobuses pasean por las calles capitalinas el nombre y el retrato del candidato priísta, que también figura en “copetes” colocados ex profeso en miles de vehículos de servicio público en la entidad. Todo ello amén de la propaganda disfrazada de información que le ha permitido una masiva presencia en radio y televisión. Eso explica su salto en los índices de reconocimiento: en febrero era conocido por el 32 por ciento de los interrogados; en junio sabían quién era el 95 por ciento. También contarán en su triunfo el descarado apoyo de la maquinaria gubernamental, el sesgo de la autoridad electoral, el apoyo del sindicato magisterial, directamente o a través del Panal, el rutinario apego de Ávila a las estructuras clientelares, como Antorcha Campesina. La filial urbana de ese movimiento, Antorcha Popular, puso a los niños de Chimalhuacán, su cuartel mexiquense, a fabricar piezas de propaganda para provecho recíproco (no de los niños, por supuesto) ******Cajón de sastre. También en Hidalgo habrá elecciones el próximo domingo, para determinar qué ayuntamientos gobiernen cada uno de los 84 municipios. Es alta la posibilidad de que la coalición del PAN y el PRD alcance la alcaldía de Pachuca. Su candidata Gloria Romero ha sido acompañada y apoyada por Xóchitl Gálvez, que hace un año, en la contienda por la gubernatura, además de una amplia votación en todo el estado, como candidata de esa misma coalición se impuso a su contrincante priísta Francisco Olvera en varias ciudades de dimensión considerable, incluida la capital de la entidad. Los dos distritos que corresponden a Pachuca fueron ganados por candidatos aliancistas merced al factor Xóchitl. La candidata Romero es viuda de José Antonio Tellería, quien obtuvo para el PAN la primera presidencia municipal pachuqueña no ganada por el PRI. (Reforma)

Gordillo / Elba

  • Jorge Fernández. El fantasma de Elba Esther. ¿Había alguien de la clase política que no supiera que Elba Esther Gordillo había llegado a un acuerdo político en 2006 con Felipe Calderón, basado en apoyo electoral a cambio de posiciones en su gobierno, y que como parte de ese acuerdo el SNTE dio luz verde a la reforma educativa y a la evaluación de docentes?, ¿hay alguien que no supiera que buena parte de esos 300 mil votos que hicieron la diferencia en 2006 provenían del magisterio? No es ninguna novedad, del tema se ha hablado en miles de ocasiones y no es diferente a lo que hacen todos los actores políticos. Lo asombroso es que nos asombremos o algunos se indignen por ello. Gordillo es un factor de indudable peso político en el país. Insisto, podrá gustar o no, como ocurre con cualquier otro político (desde López Obrador hasta Calderón pasando por Peña Nieto), pero su peso e influencia son indudables. No puede ganar por sí sola una elección, pero sabe que sus votos, gracias a la disciplina de sus seguidores y a los recursos con los que cuenta, terminan siendo determinantes para hacer ganar a otros. Apenas el año pasado, los votos de Gordillo fueron decisivos para los triunfos de Gabino Cué en Oaxaca, Rafael Moreno Valle en Puebla, Javier Duarte en Veracruz y Roberto Borge en Quintana Roo, entre otros. También para que Humberto Moreira llegara a la presidencia del PRI o Eruviel Ávila a la candidatura mexiquense; su relación es históricamente buena con Marcelo Ebrard; fue determinante para que Fox alcanzara la Presidencia y mucho más para que seis años después Felipe Calderón llegara a Los Pinos. No hay en todo eso ninguna novedad. Lo que sí es importante de las declaraciones de Gordillo es cómo se está perfilando para 2012 sabiendo que, en los hechos, sus márgenes de poder y de operación son más amplios hoy que hace seis o 12 años: su poder no ha disminuido, ha aumentado y lo utilizará. Hace algunos días comentábamos que, con la llegada de Juan Díaz a la secretaría general del SNTE, y de su hija Mónica Arriola y de Luis Castro Obregón a Nueva Alianza, tenía ya sobre la mesa las fichas a mover para la próxima elección presidencial con un control disciplinado sobre el sindicato y el partido. Si revivió los casos de Miguel Ángel Yunes y de Roberto Campa ha sido para estar libre de compromisos. Con Campa la relación estaba rota de mucho tiempo atrás y con Miguel Ángel esa distancia se había puesto de manifiesto desde la elección de Veracruz, cuando Elba apoyó a Duarte y no a Yunes. Pero, además, la puso ahora de manifiesto porque, como  Gordillo dijo, está analizando (otros podrían decir negociando) a los distintos candidatos para ver a quién o a quiénes apoya, y Yunes ya está trabajando con uno de ellos, Ernesto Cordero. Las cartas, debemos insistir, están sobre la mesa: Elba Esther no apoyará a Josefina Vázquez Mota ni a Santiago Creel, tampoco a López Obrador; de los priistas ni pensar en Manlio Fabio Beltrones, pero sí en Peña Nieto. Con Marcelo Ebrard la unen años de buena relación y de los calderonistas habrá que ver quién queda y cómo, para definir o no apoyos. En última instancia, como cualquier político, Gordillo lo que está haciendo es tener sus tropas preparadas para ver a quién respalda cuando las candidaturas sean definidas y, mientras tanto, hace crecer sus fuerzas. Pero eso es lo que hacen todos: es lo que ha permitido que veamos alianzas del PAN y el PRD; lo que permite que Encinas vea a los panistas como parte de la Mafia, pero les pida que voten por él; lo que permitió al PAN y al PRI establecer acuerdos durante años o lo que permite que el PRI y el PRD, cuando es necesario, se opongan a los panistas. Entre los partidos más pequeños, no hablemos: el Verde ha sido aliado del PAN y del PRI y cobijó en un tiempo en sus filas a Marcelo Ebrard; Convergencia, que ahora está a punto de convertirse en el partido hogar de López Obrador, ha tenido también todo tipo de alianzas. Entre los aliados de AMLO hay literalmente de todo. El PT nació como una fuerza ligada a Raúl Salinas de Gortari, hizo alianzas con el PRI, fue anatemizado por el PRD y súbitamente se convirtió en el partido de López Obrador. El PRI, a lo largo de su historia, ha hecho alianzas con todo el mundo, desde la izquierda más dura hasta la derecha más ortodoxa. Así es la política, para bien o para mal, y así actúan todos los partidos políticos. No nos asombremos: el pragmatismo ha reemplazado a la ideología y los intereses a los principios. Como diría Marx, pero Groucho, no Carlos: “Ahí están mis principios, si no les gustan, tengo otros”. ******Cordero y Lozano. Tampoco es sorpresa que, finalmente, se haga público que Ernesto Cordero y Javier Lozano van juntos en la búsqueda de la candidatura panista. La duda es qué hará Alonso Lujambio y, fuera del gabinete, como harán para no dividirse sus votos Josefina Vázquez Mota y Santiago Creel. Al final, en el PAN deberán quedar sólo dos, como ocurre en el PRI y en el PRD, si no, perderán todos. (Excélsior)
  • Raymundo Riva Palacio. Los errores de Elba. Elba Esther Gordillo, presidenta vitalicia del magisterio, cometió un error inusual en ella. Este miércoles reveló el pacto político con Felipe Calderón durante la campaña presidencial en 2006 y confirmó lo que periodísticamente se develó en su momento. Los acuerdos secretos no se divulgan y ella lo sabe bien, por su acción de ruptura con el ex presidente Carlos Salinas porque éste contó sin su autorización los detalles de cuando en su casa se negoció el incremento al IVA para ayudar al ex presidente Vicente Fox en 2003. Hoy, se puso la soga en el cuello. La maestra le dijo a Ciro Gómez Leyva cuando le preguntó este miércoles en una entrevista de radio por qué hasta ahora los daba a conocer, que nunca antes se lo habían preguntado. Es falso. Por años se negó Gordillo a hablar en público de ese pacto y siempre respondía que “todo a su tiempo”. Ese tiempo llegó, por la puerta de atrás. No lo decidió ella, sino fue empujada por el conflicto con el presidente Felipe Calderón y el temor a que la obligue a retirarse como dirigente sindical. Gordillo jugó con la información y la dio fragmentada. El acuerdo con Calderón se dio sólo después de que la negociación para acercarse con el candidato de la izquierda, Andrés Manuel López Obrador, fracasó. La maestra buscó a un cercano a ambos, Manuel Camacho, para negociar una alianza con López Obrador. Durante varias semanas se trató el tema con el candidato, quien siempre fue reacio a ello. Palabras más, palabras menos, decía: si para ganar la Presidencia tengo que mancharme las manos con ella, prefiero no ganarla. Las negociaciones las llevaron principalmente ella y su yerno, Fernando González, y concluyeron con un mensaje de Camacho: Dice Andrés Manuel que se ven después del 6 de julio. O sea, después de la elección. Tardó sólo minutos en reaccionar. Rápida como siempre, le pidió a su ex colaborador Fernando Yáñez que la comunicara con Calderón, con quien fue muy efusiva, y acordaron reunirse. De ese encuentro surgió un grupo de trabajo para detallar los compromisos del pacto. Calderón envió a su principal asesor, Juan Camilo Mouriño, y la maestra a su yerno y a Miguel Ángel Jiménez, hoy alejado de ella en un cargo político en la embajada de México ante el Reino Unido. Las reuniones se prolongaron durante varias noches en la casa de González, en Bosques de las Lomas, donde se acordaron los apoyos magisteriales para vigilar las casillas electorales y el proselitismo político, que giró sobre dos ejes: la exitosa campaña de propaganda —ideada por el elbista Juan Cruz— de “uno de tres”, donde pedían dos votos para Nueva Alianza, el partido de la maestra, en las tres diferentes contiendas —presidencial, federal y local—, y la instrucción a los maestros de no votar por el candidato del PRI, Roberto Madrazo, y buscar una ruptura que se canalizara a Calderón. La estrategia fue exitosa. Madrazo tuvo seis puntos porcentuales menos que el PRI, y de cinco circunscripciones nacionales Calderón ganó en dos y López Obrador se llevó las otras tres. A cambio, Calderón le entregaría cargos públicos. La Subsecretaría de Educación Pública iría para su yerno; la Administración Federal de Servicios Educativos en el Distrito Federal para Luis Enrique Sánchez; la Lotería Nacional para Yáñez; la Secretaría Ejecutiva del Sistema de Seguridad Pública para Roberto Campa, a quien utilizó como pieza de sacrificio como candidato presidencial en 2006; el ISSSTE para Miguel Ángel Yunes, que tuvo que conformarse con ese cargo por la oposición en el equipo de transición a un cargo en el gabinete legal.  Quería que Tomás Ruiz, que había trabajado con ella el IVA a favor de Fox, fuera a Nafín, pero tampoco lo logró y lo hizo presidente de Nueva Alianza. En este proceso no consiguió que Benjamín González Roaro entrara al gabinete ampliado, y lo mantuvo como diputado del PAN. Jiménez, que participó en la negociación con Mouriño, fue coordinador de la bancada de Nueva Alianza en San Lázaro. Gordillo no detalló en su conferencia de prensa todos estos arreglos. Tampoco aclaró, aunque lo esbozó, cómo fue perdiendo capacidad de negociación con el Presidente. Cuando salió Campa, enfrentado con el secretario de Seguridad Pública Federal, Gordillo perdió ese cargo. Cuando salió Yunes del ISSSTE, Calderón vetó a su yerno para el cargo y ya ni siquiera quiso hablar con ella en diciembre pasado del relevo. Ella no quería a Jesús Villalobos como director, por responder a los intereses de Yunes, con quien rompió. Como la ignoraron, desató una embestida contra ambos, como sí reconoció ante la prensa. Al caer Yáñez en la Lotería entró Jiménez, pero ya no como su pieza —lo había golpeado y degradado en Nueva Alianza—, sino como alfil del secretario de Hacienda, Ernesto Cordero, con quien estableció buena amistad durante las negociaciones con Mouriño. Al salir Jiménez llegó González Roaro, pero tampoco puede decirse que fue por ella, sino por la relación profesional autónoma que estableció en el gobierno federal. En la conferencia de prensa la maestra mostró más sus debilidades actuales que sus fortalezas. El temor a un quinazo en su contra ha estado en la cabeza de ella y sus asesores desde hace semanas y han buscado hacer un control de daños a través de un acercamiento cariñoso con el Presidente. La conferencia de prensa, sin embargo, fue un paso equívoco y tramposo. Afirmó que no tiene forjado un pacto político ni en el Estado de México ni se ha inclinado por Marcelo Ebrard en el Distrito Federal. Con Ebrard, sin embargo, sostiene una intensa relación personal y política, aunque, en efecto, no se nota aún su mano, como sí se aprecia en el estado de México. Nueva Alianza es parte de la coalición con el PRI en las elecciones del próximo domingo y su hija, Mónica Arriola, es el enlace con el candidato Eruviel Ávila. La maestra no sólo estableció nuevos pactos contra el PAN, sino se ufanaba de ellos. Gozaba por lo que sentía una eficiente manipulación de sus viejos aliados, hasta que se acabó. En el momento en que el Presidente dio el manotazo en diciembre pasado, la correlación de fuerzas cambió. Se vio este miércoles. La maestra saltó para adelante, como siempre, pero, a diferencia de muchas otras ocasiones, ya no para mostrar el músculo, sino la debilidad y el temor por su futuro mediato. (La Razón)
  • Carmen Aristégui. Mea culpa. La impudicia con la que la lideresa del sindicato magisterial narró, esta semana, los acuerdos políticos y negociaciones previas y posteriores a la contienda electoral del 2006 con Felipe Calderón es de tal calado que vale la pena preguntarse sobre los motivos de la profesora para lanzar al aire sus afirmaciones, precisamente, en un momento como el que se vive Recta final del sexenio, inminencia del próximo proceso federal y elecciones en puerta en la entidad gobernada por el puntero de las encuestas. En lo inmediato, las declaraciones cayeron como balde de agua fría en Los Pinos, porque arruinan a Calderón lo que ha querido ser presentado como la semana triunfal del gobernante, después de su encuentro en Chapultepec con las víctimas de la violencia y Javier Sicilia Decenas de tweets, desde su cuenta, largas entrevistas en algunos medios y declaraciones donde se muestra más siciliano que Sicilia, siempre y cuando no se cuestione la estrategia gubernamental. Todo eso perdió impulso por las declaraciones de Gordillo ¿A honras de qué, la profesora sale hoy a decir, con un lustro de atraso, lo que -aunque ya era sabido- revive enconos, exhibe las culpas y deja muy mal parados a sus antiguos aliados? ¿A qué viene ahora que esta protagonista hable sobre sus negociaciones con el actual mandatario durante la traumática elección presidencial? El pago por la actuación político-electoral para favorecer al candidato panista, incluso con la intervención por instancia de Gordillo de gobiernos de los estados, es ampliamente conocido. Por alguna razón Gordillo quiso contar algo de lo que dejó huella en un proceso electoral intervenido. Sabido es que el dramático .56 de diferencia en el resultado oficial se convirtió en moneda de cambio para la lideresa sindical. Lo importante es que ahora ella lo cuenta. La llegada de Miguel Ángel Yunes al ISSSTE, de Roberto Campa al Sistema Nacional de Seguridad Pública, de Francisco Yáñez, primero, y de Benjamín González Roaro, después, a la Lotería Nacional, además de su yerno, Femando González, a la Subsecretaría de Educación Básica de la SEP son la parte visible del pago por los servicios y favores recibidos durante la contienda presidencial. Son los nombres más identificados de la lista de personas que -como tantas otras en los gobiernos locales- forman parte de lo que comúnmente se conoce como “la gente de Elba Esther”. La maquinaria político-electoral en la que está convertido el sindicato de maestros ha redituado a su dirigencia un enorme poder, canonjías y múltiples espacios de poder. La decisión de Gordillo de convocar a una conferencia de prensa, inusual por su duración y por los temas abordados, en un hotel de Polanco en la Ciudad de México, habla de una intención debidamente planeada y calculada para decir algo y para dejar un mensaje a algún destinatario no identificado. ¿A qué vienen estas declaraciones? ¿Acaso sabe algo y quiere vacunarse de alguna actuación judicial en su contra, promovida desde el propio gobierno, una vez que su alianza político-electoral ha terminado con la actual administración y sus huestes y aparato se enfilan para impulsar la candidatura presidencial de Peña Nieto y el PRI? Después del affaire Jorge Hank Rhon -adversario de Gordillo- sería notable que se intentara desde el poder federal otra suerte de “quinazo” tardío. Pudo convocar a esa rueda de prensa para recordar a los adelantados en las contiendas que ella siempre está dispuesta a negociar. No olvidar que lo que se disputa es algo más que el sillón presidencial y que, en su experiencia, se puede llegar a convenios de todo tipo con candidatos y partidos de todo el espectro nacional. Señaló que con todos se lleva muy bien “salvo con López Obrador”. Ha dicho que “aún no adopta una decisión acerca de a cuál candidato apoyará, porque hay mucha confusión. Todos andamos en una confusión adelantando tiempos, y los tiempos cuando se adelantan ocasionan abortos”. Aunque la maquinaria esta lista, parecía anticipar. Gordillo pudo adelantarse también a las obligadas críticas por el cambio de dirigencia en su Partido Nueva Alianza. Orgullo de su nepotismo, Mónica Arriola se apresta a llegar a la dirigencia nacional. También dejó claro su disgusto por la sucesión de Yunes en el ISSSTE, a favor de Jesús Villalobos, en la que ya nada tuvo que ver, dijo. Exigió una auditoría por presuntos malos manejos. De 50 mil millones de pesos se está hablando. Nada más. Se espera la respuesta. (Reforma)

Incompetente / Narconotarios

  • Leo Zuckermann. Premian a un incompetente. Cientos de miles de mexicanos vieron al juez Héctor Palomares hacer el ridículo en la pantalla grande en el documental Presunto culpable de Layda Negrete y Roberto Hernández. Sin embargo, el miércoles, el Consejo de la Judicatura del Distrito Federal ratificó a Palomares como juez de Primera Instancia por otros seis años en el Juzgado 26 de lo Penal con sede en el Reclusorio Preventivo Oriente. ¡Qué barbaridad! La decisión fue apoyada por los magistrados de la Comisión de Ética del Tribunal Superior de Justicia local, quienes analizaron la grabación completa del juicio que luego fue exhibido en el documental mencionado. No sé lo que vieron estos funcionarios del Poder Judicial de la capital. Lo que yo vi en Presunto culpable fue a un juez de pena ajena que, lejos de ratificarlo, lo hubiera corrido ipso facto. Un burro cargado de letras con la grandísima responsabilidad de juzgar si un individuo es culpable o inocente; de quitarles la libertad a muchas personas. En el caso de José Antonio Zúñiga, mejor conocido como Toño, el juez Palomares se equivocó, y gacho. De hecho, se trata del personaje más patético de todo el documental. Que los policías judiciales sean unos cabrones con pintas, por desgracia, no nos sorprende. Que la ministerio público sea una burócrata de quinta, a la que sólo le interesa “hacer su chamba”, es decir, conseguir convicciones a pesar de que sean injustas, pues tampoco nos sorprende. Que el primer abogado defensor de Toño haya sido un rufián que había falsificado su cédula profesional para sacarle dinero a la familia, ya comienza a enojarnos. Pero que el juez sea un cretino al que le vale absolutamente un pepino el hacer justicia —que acepta las mentiras y la actuación de todos los patéticos personajes antes mencionados—, eso sí ya es intolerable. Este juez es el que decidió, no una, sino dos veces, encarcelar a Toño varios años, en vez de aplicar la ley y hacer justicia. Él fue el que debió corregir la mala actuación de la policía, los fiscales y el primer abogado defensor. Lejos estuvo el licenciado Palomares de hacerlo. En claro contubernio con la ministerio público, acabó ratificando la sentencia de cárcel a Toño como si la segunda defensa de éste no hubiera presentado pruebas contundentes de su inocencia en el juicio que vimos en Presunto culpable. Por fortuna, un tribunal colegiado de segunda instancia sí corrigió el error del juez y por eso hoy Toño se encuentra libre. Francamente no lo entiendo: ¿cómo es posible que la Judicatura del DF haya ratificado en su puesto a Palomares después de lo que vimos en la pantalla? No sólo debieron haberlo despedirlo, sino levantarle cargos por la mala fe e incapacidad profesional al sentenciar a un individuo que presentó pruebas contundentes de su inocencia. Me parece increíble y escandaloso que no haya habido consecuencias. Por el contrario, que lo hayan dejado en su puesto hasta julio de 2017. Pobres de los presuntos inocentes que caigan con este juez. Pobre de la justicia mexicana que está en manos de estos seudojueces. De acuerdo a la nota periodística que informa de la ratificación de Palomares en su puesto, “magistrados y consejeros hicieron un balance entre lo que difundió la cinta Presunto culpable y la realidad en el trabajo cotidiano del juez, quien aprobó exámenes y demostró durante las visitas que hizo el Consejo de la Judicatura no tener rezago en los expedientes”. Parece que lo que importa son criterios burocráticos: que el juez cumpla el objetivo de expedientes procesados. Al parecer no importa la calidad de las decisiones del juzgador. Ni que haya hecho el ridículo frente a cientos de miles que vieron el documental. Una barbaridad. Otro signo más de la pobreza de la justicia mexicana. Más bien de la no justicia mexicana. (Excélsior)
  • Ana María Salazar. “Narconotarios”: ¿víctimas o victimarios? No fueron una, ni dos, sino varias personas f las que me comentaron que tenían información puntual de que en Chihuahua, Quintana Roo, Tamaulipas, Veracruz, Guerrero, Durango y Coahuila había notarios que directamente estaban colaborando con el crimen organizado. De hecho, las autoridades federales y organizaciones civiles detectaron desde el 2009 una nueva forma de operar de los secuestradores: llevar a víctimas o familiares ante notarios públicos para que “cedan” sus bienes y propiedades. Es el colmo que profesionales con la responsabilidad y prestigio que representan para el adecuado funcionamiento de la legalidad en nuestra sociedad estuvieran también apoyando las actividades criminales y fomentando la violencia en el país. Según Eric Pulliam Aburto, presidente del Colegio de Notarios del Distrito Federal, ya tenían conocimiento de esta posibilidad: “bueno, sí, es un problema que es latente, y que tenemos noticias que en algunos lugares del país, algunos notarios se han visto obligados a participar en algún acto con este tipo de personas”. Según los informes, una vez que el crimen organizado establece qué propiedades le serán entregadas, pide llevar ante determinado notario las facturas y escrituras para hacer el trámite de cambio de propietario. Los inmuebles deben ser concedidos físicamente y deshabitados, y hasta que no se firma el traspaso, no liberan a la víctima, de acuerdo con las fuentes. José Antonio Ortega Sánchez, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal, señalo que por lo menos siete notarios públicos de Tamaulipas están bajo investigación por haber participado en este tipo de ilícitos, y agrega que “existe un caso en el que a un empresario lo secuestran y cuando su hermano va a pagar el rescate lo secuestran también y además les quitan todas sus propiedades, les quitan los automóviles de toda la familia, y en cautiverio también le llevan el protocolo del notario para que ahí, estando privado de su libertad, firme las escrituras donde se transfiere el dominio”. El forzar a una persona a ceder sus propiedades es absolutamente ilegal, y debería existir una forma en que se cancelara el acto presenciado por el notario. Pero ya sea secuestro o extorsión, son muy pocos los casos en que se le devuelven sus bienes a los afectados… “Aunque el Código Civil establece que cuando la voluntad de una persona se obtiene a través de la fuerza, no solamente la fuerza física, sino incluso por las amenazas, se puede intentar una nulidad del acto”, según el notario Eric Pulliam Aburto, ¿Pero quién se atreve a denunciar”? Son pocos. José Antonio Ortega Sánchez señala que “hay un miedo tremendo de las víctimas de ir a denunciar, especialmente porque en los secuestros se puede notar la colusión de algunas autoridades locales con el crimen organizado”. Especialistas creen que a partir de la nueva ley federal contra el lavado de dinero recientemente aprobada, se debilitarán las estructuras financieras del crimen organizado. El experto en el tema Ramón García Gibson me comentó la relevancia de que esta ley haya sido aprobada, ya que ahora los notarios podrían enfrentar una pena de hasta 16 años de cárcel por no informar a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público de actos ilegales sobre lavado de dinero. Según García, cuando un cliente se acerque a su notaría a cerrar una compra-venta, o algún otro tipo de contrato de traslación de dominio, el notario va a tener que identificar de una forma más profunda al cliente para saber el origen de los recursos para la transacción, y en su momento va a tener que reportar a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público el cierre de la operación. Algunos expertos argumentan que muchos de estos notarios también son víctimas, es decir, acceden a llevar a cabo estos actos porque son amenazados, ya que de no protocolizar los bienes, su vida y la de su familia corren peligro. ¿Qué debemos hacer para que los notarios o cualquier otro profesionista, por ejemplo los contadores, no sean cómplices de estos delincuentes que causan tanto dolor a las familias mexicanas? De ser cierto esto, no sólo están en riesgo todos los notarios de ciertos estados del país. ¿Será que simple y llanamente en ciudades que se encuentran en “situaciones de guerra” tendrá que evaluarse si en ciertas ciudades simple y llanamente este servicio no se podrá impartir? (Universal)
Anuncios

Acerca de Imagen Política

Somos un grupo de profesionales de la comunicación, que hemos conjuntado nuestra capacidad y experiencia en las áreas del periodismo escrito, radiofónico y de análisis político, que nos permite ser la firma más exitosa de: consultores políticos, de comunicación, estrategias de mercadotecnia y cabildeo.
Esta entrada fue publicada en Síntesis Política y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s