Síntesis Política de Imagen Política

Finanzas, Negocios /Energía

  • Lunes negro en bolsas del viejo continente
  • CNBV: con posiciones en derivados, 37 emisoras
  • Crédito Inmobiliario apuesta a consolidación en México
  • Anticipan mayor competencia en mercado hipotecario
  • Permanencia del ISR-IETU eleva costos a empresas
  • CFC autoriza a GMéxico concentrar a GAP
  • Sener destinará 252 mdp a investigación
  • Televisa, afectada por salida de Carso
  • Prepara Cofetel nuevos modelos de interconexión
  • Crece la importación de autos chatarra

 

Seguridad /Justicia / Salud

  • Incautan a crimen organizado 3 mil millones de pesos
  • Conago apuesta a la prevención del delito
  • Asesinan a prometido de la hija de María Elena Morera
  • Aplaude Poiré candado a armerías en EU
  • Estados piden $13 mil mdp para seguridad
 

 

 

 

Gobierno / Partidos / Congreso /  Estados

  • Creel madruga: pide licencia al Senado
  • Cargos deben darse por cualidades: Calderón
  • Pide OCDE transparentar cargos públicos
  • Sacude Mayans al PRI-Tabasco
  • Gobierno sin consignas, promete Cocoa
  • Felicita FCH a ganadores

 

                                                                    TITULARES DEL DÍA
Financiero Europa evitará un  contagio de la crisis
Economista Italia y España cimbran bolsas
Reforma Transan al retirar los espectaculares
Universal Regulará EU venta de armas en la frontera
Jornada Intenta Obama controlar venta de armas en la frontera
Milenio Creel deja el Senado y va por candidatura
Excélsior PAN convoca a una cumbre rumbo al 2012
Sol de México Seguridad no debe ser botín político: Duarte
Crónica No debilitar al árbitro, pide IFE
La Razón Niños otomíes toman clases en un establo
Impacto Creel pide licencia

  • PAN convoca a una cumbre rumbo a 2012; citan a presidenciables y a Calderón.  El PAN organiza para el próximo fin de semana una “cumbre” con miras a la elección presidencial de 2012. A la reunión, cuya sede aún está por confirmar, están convocados los precandidatos presidenciales de ese partido, el presidente Felipe Calderón, el dirigente nacional Gustavo Madero, los gobernadores surgidos de ese instituto político y otras figuras destacadas del panismo. Los equipos de cuatro de los presidenciables, así como de un gobernador, confirmaron a Excélsior los preparativos del encuentro, que algunos calificaron de “encerrona” y otros como un ejercicio de “evaluación en la unidad”. Entre los temas que se discutirán está la revisión, el análisis y la proyección de la agenda relacionada con el proceso electoral del año próximo. En la cumbre está considerada la presencia, en principio, de los secretarios Ernesto Cordero (Hacienda), Heriberto Félix (Sedesol), Javier Lozano (STPS) y Alonso Lujambio (SEP), así como de los legisladores Santiago Creel y Josefina Vázquez Mota. Uno de los convocados, el gobernador de Jalisco, Emilio González Márquez, ha anunciado también su interés en competir por la candidatura presidencial. Según tres de las fuentes consultadas, la reunión estaba originalmente propuesta para celebrarse el pasado 9 de julio, pero fue diferida para el próximo fin de semana. En la tarde de ayer hubo comunicación entre diferentes precandidatos para saber si asistirían al encuentro. La idea de la cumbre surgió durante la última reunión de la Comisión Política, realizada el 4 de julio, en la que precandidatos y dirigentes refrendaron su apoyo a Madero, tras los resultados de la elección en el Edomex. (Excélsior)

 

 

 

 

 

Vergüenzas

  • Federico Reyes Heroles. De vergüenzas y oportunidades. Las derrotas del PAN y PRD fueron devastadoras. Pero quizá lo más preocupante para México sean las reacciones de candidatos y dirigentes derrotados: “elección de Estado”, “macrofraude”, “anestesiados”. Múltiples declaraciones y entrevistas donde se mostraron incapaces de expresar -por un mínimo de honestidad intelectual- que perdieron, que los votantes los castigaron. Así de claro y sencillo. Trataron de negar la verdad de Perogrullo de la mayoría de las elecciones: los candidatos no gustaron, las campañas no prendieron, los mensajes no llegaron, no supieron leer las demandas ciudadanas. Los resultados desnudan la falta de convicciones democráticas básicas: si se aceptan las reglas de la competencia y también los dineros públicos, es que se piensa que las reglas son adecuadas y que con ellas pueden vencer. A nadie engañan. Ellos son constructores del andamiaje electoral. Pero si se acepta competir, se está obligado a reconocer la responsabilidad de la derrota. La democracia sólo funciona con demócratas, en México escasean. La dirigencia panista salió huyendo a Nayarit para alejarse de los 50 puntos porcentuales de ventaja sobre su candidato en el Estado de México. Escogieron el peor de los males, Nayarit con 20 puntos, porque en Coahuila fueron alrededor de 23. Pero allá también denuncian todo tipo de irregularidades. ¿Con qué cara critican el conflicto postelectoral provocado por el 0.56%? La lejanía es tal que ni siquiera se percatan que el elector se siente engañado y los mira con desprecio. Qué poca seriedad, qué falta de madurez, qué cinismo. Y qué decir del candidato perdedor del PRD en el Estado de México que viene a invocar al dinosaurio resucitado, a reeditar un muy cómodo pero pueril expediente, el país es el mismo de hace 30 años. Se buscó así inútilmente ocultar los 40 puntos que le sacó el candidato priista y que no se explican con una gracejada que envilece a Monterroso. Tampoco ha habido explicaciones de los 40 puntos de diferencia en Nayarit o los 58 de Coahuila. La humildad y autocrítica no son divisas perredistas. Nada se dice de las divisiones internas, de las imposiciones del caudillo que está enterrando a la izquierda. De regreso al gran fraude que es un insulto a los ciudadanos que organizaron la elección. PAN Y PRD tienen mucho que explicar. Por qué sólo 6% de los jóvenes mexiquenses entre 18 y 25 años (Parametría) votó por el PAN, 27% lo hicieron por el PRD frente a una abrumadora mayoría, 67%, que lo hizo por el PRI. La versión panista y perredista de que el PRI representa la ignominia del pasado no pareciera convencer a los jóvenes con un agravante, México es todavía un país de jóvenes y serán esos jóvenes los que, en buena medida, decidirán el 2012. Tan lejanos están los opositores que reciclaron candidatos, como si el tiempo no pasara Apoltronados en su discurso de superioridad moral no se percataron del hartazgo de los jóvenes hacia el quehacer político, incluida su propuesta que ya no es novedosa ni atractiva. No leyeron el mensaje de hartazgo del voto nulo del 2009 que incluía a todos. Rodeados de corruptelas, ya tampoco pueden invocar que ellos gobiernan mejor o por lo menos distinto, basta con ver los arreglos del panismo con Elba Esther Gordillo como la entrega de tajadas administrativas incluida toda la educación básica. ¿Superioridad moral? La política “lodera” -negociar posiciones por votos- es ya también tradición azul. Y qué decir del perredismo doblegado por un caudillo que remite a los “usos y costumbres” del callismo cuando se imponían candidatos. Pero hay una diferencia, Calles terminó aceptando el peso de la institución que él creó y AMLO en su egoísta delirio es capaz de enterrar a la izquierda institucional. Que no metan la cabeza en el hoyo: el partido mejor acreditado hoy es el PRI, allí están las cifras y el más desacreditado el PRD. Algo han hecho muy mal y esa I responsabilidad no se la pueden endilgar a nadie. Hay una oportunidad importante para que todos los partidos se reivindiquen con ese México que les demanda cambios. Los que más lo necesitan son el PAN y el PRD, es claro que por donde van no obtendrán gran cosecha. El priismo en el Senado y la dirigencia de ese partido han lanzado un guiño a algunas reformas centrales para el país: la política, la laboral, la imprescindible aprobación de la Ley de Seguridad Nacional. Por fin se habla de un periodo extraordinario. El simple anuncio generaría una expectativa favorable que bien necesita la gestión panista ahogada en pilas de ejecutados y víctimas. El PRD por su lado podría mostrar un perfil de sensatez que, frente a su gran desprestigio, le sería muy útil. ¿Y qué gana el PRI? Sin moverse podría triunfar en el 12, pero sabe que postergar soluciones no ayuda a gobernar A Calderón y al panismo, a Peña Nieto y al priismo y al perredismo que busca ser segunda opción les conviene arreglar un poco la casa. Ojalá, después de las vergüenzas, prive la sensatez. (Reforma)

Regresión

  • María Amparo Casar. ¿Regresión? Las elecciones del Estado de México con su impresionante volumen de votación para el PRI (65%) han provocado una corriente de opinión y un discurso político de parte de sus adversarios que no tiene ni sustento político ni eficacia práctica. A algunos puede disgustar la idea de que el PRI vuelva a la Presidencia en el 2012, a otros nos gusta más la pluralidad, pero hablar de regresión, restauración o incluso de involución política es simplemente un absurdo. Si el PRI regresa a Los Pinos, será porque el electorado así lo decida en las urnas. Si el PRI gana la Presidencia, no habrá restauración, pues no podrá gobernar en las condiciones en las que lo hizo durante 70 años. Además, si lo que se quiere es impedir su retomo, el discurso de la regresión, está visto, no tiene el potencial para movilizar a los electores. Desde que en 2006 sufrió su peor descalabro electoral (22% de la votación) el PRI ha tenido más triunfos que derrotas. Explicar el éxito electoral por la operación de las maquinarias de los gobernadores o por pura corrupción electoral, principalmente por el mal uso de recursos públicos, no alcanza. Apelar al expediente de la “elección de Estado” cada vez que gana el PRI es un recurso desesperado e ineficaz. Sin ser el partido en el gobierno, en las elecciones intermedias pasó de ser la tercera fuerza en la Cámara de Diputados a ser la primera minoría. Elevó su votación de 27% en 2006 a 37% en 2009 y su número de legisladores de 104 a 238. ¿Hubo aquí una elección de Estado? Lo dudo. Durante este sexenio en las elecciones locales a pesar de sus tres grandes derrotas (Oaxaca, Puebla y Sinaloa) ha tenido más triunfos que fracasos: Yucatán, Querétaro, San Luis Potosí, Tlaxcala y Zacatecas. A ellas se unen ahora: Nayarit, Coahuila y el Estado de México. Esta última entidad fue una de las pocas entidades tripartidistas del país. Sus principales municipios fueron gobernados por el PAN y el PRD y al correr del tiempo los perdieron por un mal desempeño. El PAN pasó de gobernar 23 municipios en 2003 a 12 en el 2009 y el PRD de 22 a 9. Algo habrán hecho mal. En cambio el PRI pasó de 67 a 97. La cámara de diputados local que en 2003 se dividía a tercios hoy es mayoritariamente priista con 40 de 75 diputados. Algo habrán hecho bien. Hoy la preferencia electoral del PRI alcanza a nivel nacional un 36% y si le ponemos candidato -Peña Nieto- un 47%. Hoy el partido menos rechazado es el PRI. Algo hizo bien el PRI cuando en el 2006 era rechazado por el 36% de los electores y en la última medición es el partido mejor evaluado: 38% expresa una buena opinión (Consulta Mitofsky, junio 2011). ¿Hay aquí una elección de Estado? ¿No cabe la posibilidad de que los electores se hayan decepcionado de los gobiernos del PAN y PRD; no cabe la posibilidad de que el PRI con todos sus defectos haya hecho mejor las cosas? No me hago la ilusión de que las elecciones en México son un ejemplo de equidad y legalidad. Pero la triste realidad es que en materia de ilegalidad, particularmente del uso de recursos públicos, la cancha ha sido pareja. Cada partido ha sido acusado, con pruebas, de movilizar recursos de manera ilegal en los procesos electorales locales. Otra cosa es que, como con los delitos del orden común, los electorales también queden impunes en un 98%. Si los gobernadores priistas han movilizado una cantidad nada despreciable de recursos públicos a favor de sus candidatos, si sus autoridades electas y funcionarios públicos han hecho proselitismo fuera de la ley, si han adelantado los tiempos de campaña y han contravenido las normas en materia de compra de espacios en los medios electrónicos, lo mismo han hecho los gobiernos del PAN y del PRD. Ahí estuvo el gobierno del DF ayudando al candidato perredísta en Guerrero. Ahí Peña Nieto en todos los estados en los que ha habido elecciones. Ahí el gobierno federal en las elecciones de Oaxaca, Sinaloa y Puebla. El cochinero es parejo. Quizá la diferencia es de grado: a mayores recursos, mayor cochinero. En ocasiones ese uso ilegal de recursos ha sido remontado y la oposición ha derrotado al partido en el gobierno. En otras, las maquinarias de los estados han resultado invencibles. Al final, dadas las prácticas ilegales que caracterizan a todos los partidos, Peña Nieto tiene razón aunque en su explicación se le haya olvidado la ayudadita que le dio a Eruviel: el triunfo en el Estado de México lo explica el trinomio buen gobierno, organización del partido y buen candidato. Al final y aunque es cierto que nada está escrito de cara al 2012, el PRI está escribiendo un mejor script o al menos un script más convincente ante el electorado que el resto de los partidos. Más les vale reconocerlo y diseñar, a partir de ese reconocimiento, una estrategia competitiva. (Reforma)

Shopping

  •  Antonio Navalón. Aprovechar la ocasión.  Diez días fuera del país tanto en España como en Israel, hablando y oyendo de México, respondiendo preguntas sobre México y pensando en México, dan para mucho. El domingo 3 de julio no sólo sucedieron las elecciones que todos nos empeñamos serían trascendentales y decisivas —que seguramente lo serán—, sino que, sin que nadie se lo propusiera, de súbito, comenzó a cambiar el discurso sobre México que en los últimos cuatro años y medio había estado siempre teñido de sangre y con la violencia como el gran asunto, para hablar de qué puede suceder en las elecciones de 2012. Que la democracia sea noticia es bueno para México. Estoy de acuerdo con Calderón, que insistir sobre el monotema de la violencia perjudica a la nación, por ello es positivo simplemente abrir la espita de un cambio y comprobar que pese a todos los miles de muertos, de tiros, de sicarios, pese a todo lo que ha pasado somos un pueblo con esperanzas, posibilidades de arreglo y que además sale a votar. Esto genera inmediatamente un mejor ambiente en el que ya se habla de otra cosa que no es el parte habitual de esta guerra-no guerra. Para todo presidente su último año es peligroso, en algún momento lo definí como el año de la testosterona. En el caso de Calderón debe resultar enormemente aleccionador por dos cosas: primero, porque el resultado de su guerra-no guerra él no lo verá al menos en su mandato y, segundo, porque si esto es así él debe tomar la decisión de no convertir el país en tierra quemada Pese a Monterrey, Chalco y Torreón, por hablar de la última crónica roja, el país es mucho más que eso. Ojalá que, ahora sí, la Policía Federal consiga detener a La Tuta en Michoacán. Se trata de que el costo de la sangre y la convicción de lo que hay que hacer tenga el límite de la ley y de la democracia y en consecuencia no se apueste todo en la fusión de la sangre y la misión histórica a tener la tentación de hacer tierra quemada La democracia se ha convertido en la alternativa para el país, por ello es bueno que todos los extremos, tanto los bíblicos que buscan quitar el vicio de nuestras calles como los que siempre pretenderán tener la razón al costo que sea, dejen que la gente normal presente programas normales que busquen reconstruir un México normal. Sí, la violencia en México es menor en porcentaje que en Brasil o Colombia, sin embargo, ninguno de estos dos países tiene un portavoz —que en México es el Presidente— hablando todo el día de la violencia. Ahora, el mundo espera que nosotros también participemos en ese reajuste general que se está produciendo y en la reconfiguración de lo que antes conocíamos como los países del BRIC. Desde el exterior se considera que México puede jugar un gran papel en esa reorganización conjuntamente con Brasil; para eso es necesario que, como los brasileños, los mexicanos sepamos que aunque tenemos muchos problemas de violencia y de desigualdad social sí podemos ser líderes en la recuperación mundial con un presente esperanzador y un futuro que cambiará la estructura social del país si lo sabemos aprovechar. No es ser optimista nada más porque sí, es que hay datos para serlo. Ya no podemos confundir el árbol de un sexenio con el bosque de la historia de nuestra democracia. Llegó el momento de construir una nueva agenda que logre que quienes por una razón u otra tenemos contacto con otros países podamos expresar que no sólo México tiene muchas cosas que hacer, sino que las puede hacer en la medida en la cual abandonemos el monotema de la violencia. Mientras tanto, con un Carstens que ya se podrá dedicar a ser gobernador del Banco de México —al menos mientras no surge otra candidatura— y una economía que va a tener que sobrevivir al tercer secretario de Hacienda del sexenio, habrá que esperarla definición de los procesos políticos para saber cuál es el balance en todo orden, no solamente el sanguinario, sino el político y democrático que empezó hace tanto tiempo y que acabará en julio de 2012.. (Excélsior)

Elba

  • Joaquín López-Dóriga. ¿Con Elba Esther? Las revelaciones de Elba Esther Gordillo sobre sus negociaciones con el candidato Felipe Calderón, apoyo electoral a cambio de mantener las posiciones en el gobierno —que dijo el mismo Calderón venían de tiempos de Vicente Fox y él respetó— son un error para ella, pero bendito error para los demás. No voy a entrar en las insondables motivaciones que la llevaron a tales confesiones públicas en las que por darle al violín, Miguel Ángel Yunes, le dio al violón: su confiabilidad como aliada política. En la última década, Elba Esther estuvo más cerca del PAN que del PRI. A su ruptura con Roberto Madrazo y posterior expulsión del PRI, se entregó al presidente Fox y, en 2005, al candidato Felipe Calderón. Los motivos ya son públicos. Ahora está de regreso en el ánimo priista y así fue su aliada en el proceso electoral de mayor peso: el gobierno del Estado de México, y su cercanía con Humberto Moreira, maestro del SNTE, es innegable. Tras el escándalo de la revelación de las negociaciones políticas con Calderón y la formalización de la ruptura con Yunes, al que acusó de corrupto, la envolvió una sombra de desconfianza. Y esto es lo que ahora sopesan cuadros priistas, que se han puesto a hacer cuentas de si la alianza con la maestra, les da o les quita. Debo decir que en una elección cerrada, como la de 2006, una diferencia de 0.56 por ciento de los votos, su alianza es, como fue, determinante. Un proceso con una ventaja holgada, más de 5 puntos, es irrelevante. Una consideración que hacen es la de su estructura: un millón 200 mil maestros que garantizarían sobradamente el cuidado de las 120 mil casillas que se instalarán en la jornada electoral de julio de 2012. Pero aún así, el PRI, o alguien de peso en el PRI, deberá, insisto, hacer las cuentas y concluir si Elba Esther Gordillo les suma o les resta ante el electorado, por ejemplo, joven, independiente o indeciso, e incluso entre los propios priistas. Y entonces tomar la decisión. Pero, conociéndolos, irán con ella de aliada. ****Retales. 1. SE CAE. Se desvanece el periodo legislativo extraordinario de agosto para aprobar las reformas laboral, política y de seguridad nacional. No hay progresos ni siquiera en la formación de subcomisiones. Así, imposible dictaminar y, sin dictamen, imposible citar al extraordinario; 2. SANCIONES. El ISSSTE es el que arroja más funcionarios sancionados por la Secretaría de la Función Pública. Está en el promedio de revisiones 4 por ciento, sí, pero en el triple de los sancionados, 12 por ciento del total de los revisados; y 3. AZTECA. El presidente Calderón invitó a la final en el Azteca a los tres secretarios presidenciables: Ernesto Cordero, Alonso Lujambio y Javier Lozano. También a Patricia Espinosa y a Daniel Karam. (Milenio)
  • Pablo Hiriart. Detrás del pleito Elba-Yunes. Después de oír el intercambio de acusaciones entre Elba Esther Gordillo y Miguel Ángel Yunes, tal vez se pueda comprender algo de por qué estamos como estamos. —Dame todos los meses 20 millones de pesos para el partido. —No, no puedo, pero gracias por la maleta con diez millones de pesos para mi campaña. Es un préstamo, lo sé, así es que te firmo un pagaré y te los devuelvo (cuando gane la gubernatura). —De nada. Bueno, ahora necesito que me entregues 300 millones de pesos… Todo lo anterior es rigurosamente real. Tan real como la escuela que publica hoy La Razón en la primera plana, que en realidad es un establo habilitado como salón de clases y una cubeta que se utiliza en lugar de WC. El dinero que falta para hacer y equipar escuelas y se lo reparten entre dirigentes sindicales y candidatos, no es robado. Se los da el gobierno. En 2009 (carezco de datos actuales) el gobierno destinó 900 millones de pesos para repartirlo entre “los mejores profesores”, sin necesidad de evaluación ni de concurso. ¿Quién se quedó con ese dinero? Quién sabe. Pero el gobierno se lo entregó al SNTE. En 2008 el gobierno entregó tres mil 425 millones 800 mil pesos (3,425,800.000.00 pesos), con los que se pagaron sueldos de maestros comisionados a tareas sindicales. ¿Cuántos maestros hay comisionados a trabajos sindicales? Quién sabe. Sólo conocemos que hay 26 mil maestros que cobran sin trabajar, pues están apartados para tareas que les asigna el sindicato. Pero esa cifra de 26 mil corresponde únicamente a 17 entidades, entre las que no se encuentran las que más comisionados tienen, como Oaxaca, Guerrero y Distrito Federal. ¿Y en los estados restantes, cuántos maestros comisionados hay? Quién sabe. Pero el dinero del gobierno fluye sin consultar. Ésa es una parte de la realidad y no hay correctivos de parte del gobierno. El otro lado de esa realidad está en la portada de La Razón. Y en nueve mil 600 escuelas que no tienen agua. Nada. Ni una gota. Otras 14 mil 900 que el agua que tienen es la que pueden recolectar de la lluvia. Sindicato rico, candidatos y partidos que trafican con millones de pesos, escuelas pobres, y…. Los alumnos de secundaria, en 80 por ciento, no suman ni leen bien. Los de primaria, en un 61 por ciento están por debajo del nivel elemental. Esos datos son rigurosamente ciertos: los arrojó la prueba ENLACE. Así es que detrás del pleito de cargos y billetes entre la maestra y Yunes hay una nebulosa que envuelve el futuro de millones de niños mexicanos. (La Razón)

Disfunción / Transacción

  • Miguel A. Granados Chapa. Disfunción Pública. Hace medio siglo, cuando el Senado de la República era una casa de reposo de políticos en retiro, Vicente Lombardo Toledano se preguntaba qué hacer con esa Cámara: ¿la cerramos, la vendemos, la rifamos? Una interrogación semejante cabría hacer respecto de la Secretaría de la Función Pública (SFP), con el agravante de que cuando se pretendió poner fin a sus días, los legisladores rehusaron hacerlo. Y allí está, viendo pasar el tiempo. Sólo eso. El miércoles pasado la Comisión Permanente del Congreso de la Unión demandó de la PGR y de la SFP lo que ahora vemos como misión imposible en relación con las cuentas del ISSSTE, e) órgano de pensiones y seguridad social del extenso personal burocrático federal. El Poder Legislativo pidió a esas dependencias del Ejecutivo que “instrumenten de inmediato las acciones necesarias a fin de salvaguardar los recursos públicos que fueron destinados a dicho organismo descentralizado y se lleven a cabo las investigaciones correspondientes para deslindar y sancionar las responsabilidades administrativas y penales a que haya lugar”. Se ignora si la SFP acusó recibo del pedido del Congreso, que generalmente son inocuos (llamadas a misa, se les considera, porque las atiende quien quiere) y si respondió, no sabemos en qué términos. Pero ayer, como de paso, el titular de esa Secretaría, Salvador Vega Casillas, arrojó un balde de agua fría sobre las pretensiones de información de los legisladores. Dijo que no practica auditorías y análisis a pedido, y menos aun sobre la gestión de nadie en particular. Mañana sabremos si lo mismo respondió a la Permanente El resultado neto es que Miguel Ángel Yunes y Jesús Villalobos, a quienes Elba Esther Gordillo tiene en la mira por presuntos malos manejos en esa institución, pueden ya respirar tranquilos si es que el resuello se les había alterado. Nadie indagará entre los pliegues de la administración y las finanzas del 1SSSTE, y por lo tanto a nadie se fincarán responsabilidades. La SFP suele generar así el punto anticlimático de situaciones que escandalizan a la opinión pública. Ése ha sido el triste destino de sus tareas. Si bien desde el Virreinato la Corona instauró un mecanismo de visitas a los administradores locales para medir su probidad, la tendencia patrimonialista de los gobernantes mexicanos no ha podido ser jamás contenida. En los primeros tiempos de “la revolución hecha gobierno” se creó una Contraloría General de la República, de corta vida, y luego la peregrina misión de que desde el Ejecutivo se vigile al Ejecutivo fue arrinconada en covachas de segundo orden. No iba mejor a la función fiscalizadora confiada por la Constitución al Congreso. Intentaba ejercerla desde la modesta Contaduría Mayor de Hacienda que no era, como su nombre daba a entender, una oficina del ministerio de finanzas. Durante décadas se llegó al colmo de que el contador formalmente dependiente del Legislativo era en los hechos una persona que gozaba de la confianza presidencial. Como expresión burocrática de su proclama sobre la renovación moral de la sociedad, Miguel de la Madrid creó la Secretaría de la Contraloría General de la Federación. Llamada después Secretaría de la Contraloría y Desarrollo Administrativo, hoy es la inocua SFP, que incumple sistemáticamente sus funciones. Después de la alternancia, el presidente Fox designó titular a una importante figura dentro de su partido, Francisco Barrio, que contaba con prestancia política propia Pero lo reemplazó quien había estado siempre a su vera, Eduardo Romero, que sin proyección propia contaba al menos con el empaque jurídico que debería servir en su tarea. A su tumo, Calderón nombró a su amigó y paisano Germán Martínez quien se retiró sin dejar huella a administrar el PAN. Legó el cargo a otro michoacano, carente como él de experiencia administrativa y ayuno por lo tanto de las capacidades para fiscalizar el desempeño público de las dependencias del Ejecutivo. Vega Casillas está contagiado de la negligencia de su jefe y paisano Felipe Calderón. Así como él, demora en publicar decretos sobre reformas cuya aprobación urgió al Legislativo, o deja sin titular la subsecretaría Comunicaciones de la SCT durante más de un año, así también Vega Casillas es tardo en la designación de sus colaboradores en puestos clave. El 30 de mayo pasado, por ejemplo el diputado verde Pablo Escudero denunció una situación que no generó escándalo ni preocupación pese a su trascendencia. En 30 dependencias gubernamentales, incluidas cuatro Secretarías de Estado, no hay contralor interno o, para decirlo con la formalidad del caso, titular del órgano interno de fiscalización. Se trata de las delegaciones de la SFP en las oficinas dependientes del Ejecutivo. Falta ese funcionario, y por lo tanto es de suponerse disminuidas de calidad y autoridad las acciones de vigilancia en las Secretarías de Hacienda, de Salud, de Gobernación y de Economía. Y no los hay tampoco en organismos de tal relevancia como la Comisión Nacional Bancaria y de Valores, el Servicio de Administración y Enajenación (el colosal depósito de los bienes que llegan al Ejecutivo por aseguramientos o decomisos), la Financiera Rural, Caminos y Puentes Federales de Ingresos, Aeropuertos y Servicios Auxiliares. Si de suyo la fiscalización practicada desde dentro padece ineficacia porque el controlado y el contralor tienen el mismo jefe, la gravedad de ese defecto se abulta por abulias como la de Vega Casillas. Así, nadie sacará en claro lo que pasa en el ISSSTE. (Reforma)
  • Ricardo Monreal. De la transición a la transacción. ¿Por qué la alternancia política no dio las transformaciones sociales, económicas y culturales que esperaba la ciudadanía? Porque la transición devino en transacción; no hubo renovación, sino capitulación; y los acuerdos públicos del cambio fueron desplazados por arreglos entre élites que terminaron en complicidad. El conflicto Gordillo-Yunes no solamente desnuda la maltrecha reputación del primer personaje, sino que revela las causas del carácter fallido de nuestra transición a la democracia. México y Rusia son dos ejemplos de transiciones frustradas. Comparten un mismo elemento: los promotores del cambio terminaron siendo rehenes de los poderes fácticos que el nuevo régimen debía combatir, al tiempo que el Estado cedió territorios, funciones y calles a la mafiocracia. ¿El resultado? La transición concluyó en una restauración del antiguo régimen; llegaron rostros jóvenes, pero con las prácticas y las costumbres políticas de antes. En el libro Boris Yeltsin, de Valdimir Solovyov y Elena Klepikovo, se formula el siguiente diagnóstico sobre la caída en picada del último reformador ruso: “Cuando sólo llevaba dos meses como primer presidente de la Federación Rusa, su gloria llegó a su culmen con el fallido golpe de Estado por parte de los comunistas, en agosto de 1991. Yeltsin apareció ante las cámaras de todo el mundo como el salvador de la democracia frente a la amenaza de un regreso de los comunistas al poder… Las cosas, sin embargo, se complicaron. La caída de la URSS y la llegada de la economía de mercado, con la consiguiente corrupción e invasión de productos extranjeros, sumieron a millones de rusos en una situación de crisis e incertidumbre. La primera guerra en Chechenia (1994-96) y la crisis interna de seguridad empezaron a mostrar la imagen de un Yeltsin cuya capacidad para gobernar cada vez levantaba más dudas, sobre todo por su afición a la botella y sus problemas de corazón”. Yeltsin, que llegó a la presidencia rusa con fama de un reformador más decidido que Mijail Gorbachov, fue inmovilizado por las alianzas que fraguó para llegar al poder en las elecciones presidenciales rusas de 1991 y, sobre todo, para sostenerse en el cargo. Fueron alianzas con el poder militar, sindical y la vieja burocracia del Kremlin. Lanzó una guerra contra Chechenia y los terroristas rusos, que le dieron popularidad en los primeros años, pero después se le revirtieron, por la incertidumbre de sus resultados. “A partir de 1996, el declive físico e intelectual de Yeltsin fue evidente. Entre marzo de 1998 y agosto de 1999 cambió cuatro veces de primer ministro, en busca de un hombre que le pudiese suceder en el Kremlin y que finalmente encontró en Vladimir Putin (un policía político). Presentó su dimisión el 31 de diciembre de 1999, aunque su mandato no terminó hasta el verano de 2000. Desde entonces llevó una vida discreta, alejado de la política”. Para deslindarse de la vinculación incómoda con la lideresa del magisterio, Felipe Calderón argumenta que la alianza política la hizo su antecesor, Vicente Fox, y que él solamente realizó una “alianza por la calidad educativa”. Pésima justificación. La Constitución es clara al respecto: los nombramientos del titular del Poder Ejecutivo son de la entera responsabilidad del mandatario en funciones, no de sus antecesores. El argumento de que se hizo una “alianza por la calidad educativa”, y no una alianza política, cae por su propio peso: hoy más que nunca el desastre educativo está documentado y certificado por mediciones nacionales e internacionales. El único resultado tangible de dicha alianza educativa es político, no pedagógico: transformar las escuelas en fábrica de votos, no en centros de producción de conocimientos y transmisión de cultura. ¿De qué tamaño habrán sido los favores y servicios de la maestra Gordillo para haber recibido en pago el ISSSTE, la subsecretaría de Educación Básica, la Lotería Nacional y el secretariado del Consejo Nacional de Seguridad Pública, donde se asignan los presupuestos del ramo a estados y municipios? La respuesta está en dos rubros: dinero para la campaña y votos fraudulentos el día de la elección. ¿De qué otros acuerdos inconfesables nos iremos enterando a medida que se acerca el final de la actual administración? Manuel Espino, ex presidente del PAN, revela que otra de esas alianzas fue con las televisoras. “En el caso de la ley Televisa, Calderón instruyó a Vázquez Mota y a mí para pedirles a los senadores ratificar lo que habían aprobado los diputados…, aunque después él ofreció que como presidente no promulgaría esa ley, lo cual incumplió” (Proceso, número 1810). Reducir la transición a una transacción es tal vez el pecado original de los dos presidentes panistas que han habitado Los Pinos. Ser expulsados ominosamente del paraíso será tal vez su penitencia. (Milenio)

Migración 2

  • Héctor Aguilar Camín. El principio del fin de la migración mexicana, 2. La inflexión de la tendencia mexicana a migrar hacia Estados Unidos en busca de trabajo, de la que The New York Times dio cuenta la semana pasada, tiene unas consecuencias históricas que apenas pueden exagerarse. Es el primer cambio profundo en la asimetría básica de nuestra relación migratoria desde que los mexicanos empezaron a migrar al norte a fines del siglo XIX. Y es el primer aspecto en el que hay una reducción o al menos una detención de la asimetría entre ambas naciones desde la guerra de 1848. De las implicaciones había hecho ya una anticipación geopolítica el director de Stratfor, George Friedman, en su libro The Next 100 Years, del que la revista Nexos ofreció un pasaje en julio de (México 2080: una profecía geopolítica:nexos.com.mx/?P=leer articulo&Article=552) Cito a Friedman: El hecho fundamental del siglo XXI que puede anticiparse es el fin de la explosión demográfica. Para 2050 los países desarrollados estarán perdiendo población a ritmos acelerados. Para el 2100 incluso las naciones menos desarrolladas tendrán tasas de natalidad bajas y una población estable […]. En la primera mitad del siglo XXI la quiebra demográfica creará una gigantesca escasez de mano de obra en los países avanzados, cuya preocupación actual es cómo contener a los inmigrantes. En el curso de la primera mitad del siglo XXI, el problema de los países ricos será convencer a los migrantes de que vengan, al punto incluso de pagar por ello. En la competencia por los migrantes escasos, Estados Unidos intentará por todos los medios lo que hoy rechaza: inducir la migración de los mexicanos a su territorio, un cambio irónico pero inevitable […]. Durante la gran migración al norte alentada por Estados Unidos, el equilibrio de la población en los antiguos territorios mexicanos (los tomados en la guerra del siglo XIX) cambiará radicalmente hasta volver muchas de esas regiones predominantemente mexicanas. La situación podrá ser vista por el gobierno mexicano como una simple rectificación de derrotas históricas, pero puedo imaginar a este propósito, digamos hacia el año 2080, la maduración de un serio enfrentamiento en Norteamérica entre Estados Unidos y un México de creciente poder y fortaleza. Ese enfrentamiento podría tener consecuencias sin precedentes para Estados Unidos y prolongarse más allá del año 2100. No sé si hay que ir tan lejos como va Friedman. Lo cierto es que su anticipación demográfica ha empezado a cumplirse. Podríamos estar ante la noticia de larga duración de la década, si no del siglo, en materia de las relaciones de México con EU. (Milenio)

Torre  / Hit Parade

  • Jorge Fernández. ¿Quién mató a Torre Cantú?, ¿y por qué? Hace poco más de una semana entrevistamos al presidente Calderón. La fecha coincidía con el primer aniversario del asesinato de Rodolfo Torre Cantú. En esa entrevista, el Presidente reconoció que había riesgos de que la violencia pudiera interferir con el proceso electoral de 2012, como había ocurrido con el asesinato del candidato priista en Tamaulipas. Reveló también que estaban “en falta” en la investigación de ese crimen, al que calificó como “el asesinato político más grave” que se había dado en todo su sexenio, pero que entre los elementos que ya se tenían de la investigación, lo más importante era que se había comprobado que dos de las armas usadas en el atentado pertenecían a policías municipales: una de Reynosa y otra de Ciudad Mante, que una tenía reporte de robo y la otra no. Ha pasado un año y el gobierno de su hermano y sucesor, Egidio Torre, está embarcado en la reestructuración de todas las policías tamaulipecas, para lo cual han llegado numerosos elementos federales, sobre todo militares, a la entidad, para reemplazar esas policías mientras se crean otras instituciones. Pero, independientemente de errores, como llamar a declarar un año después de los hechos, con un simple citatorio, como parte de la investigación del asesinato y sin especificar a título de qué, a la viuda de Rodolfo Torre, la señora Laura Garza, pidiéndole que acuda con su abogado para desahogar la diligencia, a ese reconocimiento presidencial de que la PGR está en falta, ha seguido una vuelta de tuerca en la investigación que puede generar otro tipo de repercusiones. En una muy sugerente columna en La Razón, nuestro colega Raymundo Riva Palacio publica que en la investigación se comienza a hablar de un crimen que no tendría relación directa con el narcotráfico, pero sí con el entorno priista del estado. Sostiene también que ello ha llevado a un alejamiento tanto del ex gobernador Eugenio Hernández como del ex presidente del PRI en el estado, Ricardo Gamundi, que puso de manifiesto el presidente nacional del PRI, Humberto Moreira. El mismo Raymundo especifica que hasta ahora no hay más que versiones al respecto. Tiene razón, es así: son sólo versiones, pero versiones muy insistentes. Por lo pronto, debe destacarse que el principal interesado en que se esclarezca el asesinato, no sólo por razones personales, sino también porque es un tema clave para el futuro de su gobierno, el actual gobernador, Egidio Torre, armó un gabinete y un equipo que tiene muy poca relación con los hombres y las mujeres que fueron el equipo de campaña de su hermano Rodolfo, lo que lo liberó de compromisos sexenales previos y que, esa es una especulación nuestra, también le permite tener neutralizada cualquier traición interna que pudiera haber habido. El tema de las dos armas, junto con la certidumbre que tuvieron los atacantes del trayecto, el horario y el tipo de vehículo no blindado que transportaría en ese corto recorrido al candidato, es el único dato duro, hasta ahora, que sostiene esa hipótesis, pero es un hilo del cual se puede jalar y mucho. En ese sentido, la investigación podría dirigirse hacia los beneficiarios de esa muerte. La candidatura de Egidio, además de haber sido quien había elaborado el diseño básico del programa de gobierno que implementaría su hermano, sirvió así como un freno a cualquier intento de otros grupos de poder al respecto. El punto está en ver en otros niveles, en otros espacios, en otros grupos de poder, si podía existir interés en que Rodolfo no llegara a ser gobernador. Y allí el tema de las armas y el itinerario pueden ayudar a encontrar respuestas. Pero deben ser respuestas convincentes. Hay que recordar que uno de los mayores fracasos de la historia del sistema de implementación y procuración de justicia en nuestro país fue el que encabezó Pablo Chapa Bezanilla con los casos Posadas, Colosio y Ruiz Massieu. La insistencia de Chapa Bezanilla de decidir primero quiénes debían ser los responsables materiales e intelectuales de esos crímenes, el intento de politizarlos a toda costa y la ausencia de una investigación con datos duros y pruebas verificables, terminaron llevando los tres casos al ridículo, utilizando desde detenciones injustificadas hasta brujas y siembra de cadáveres. Los indicios son eso, indicios, las pistas sirven cuando llevan a un culpable o  un móvil claro y comprobable. Lo contrario es precisamente lo que pondría, como nunca antes, verdaderamente en riesgo al proceso electoral, por la tentación de la violencia (Excélsior)
  • Francisco Garfias. Hit parade del crimen. A algunos gobernadores aún les zumban los oídos por la “regañada” que el jueves pasado les puso doña Isabel Miranda de Wallace, en la última sesión del Consejo Nacional de Seguridad. A otros, no se les baja el coraje que les produjo el documento distribuido por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, que encabeza el panista Juan Miguel Alcántara Soria, donde “arbitrariamente” se reparten semáforos —verde, amarillo y rojo—para calificar los resultados de las entidades en el combate al crimen. “Había que verle la cara a Enrique Peña Nieto”, destacó uno de los integrantes del Consejo Nacional de Seguridad. Y es que al Estado de México, uno de los que tienen mayor número de mandos policíacos, lo pusieron en rojo por el retraso en el control de confianza del personal de evaluación de altos mandos, aunque numéricamente esté mejor que otras entidades más pequeñas. En este hit parade del crimen, ilustrado con coloridas láminas: Durango, Sinaloa y Chihuahua, en ese orden, encabezan los secuestros; Aguascalientes, Baja California Sur y Campeche, las denuncias de extorsión telefónica; Chihuahua, Estado de México y Baja California, el robo de vehículos. Colima, Nuevo León y Veracruz ocupan los tres primeros lugares en robo con violencia a casas habitación; Nuevo León, Baja California y Morelos, en robos con violencia a negocios, Tabasco, DF y Nuevo León; en robos con violencia a transeúntes. El anverso de la moneda: Tlaxcala y Yucatán, no registran denuncias por secuestro; en Puebla, Sonora e Hidalgo casi no hay extorsiones telefónicas; donde menos autos se roban es en Baja California Sur, Campeche y Yucatán. Tabasco y Tlaxcala no registran denuncias de robos a casa habitación; Baja Sur, Guanajuato, Tabasco y Yucatán tampoco en robos con violencia a negocios; lo mismo que Nayarit. Sinaloa y Sonora en robos a transeúntes. No se ilusionen. Uno de los procuradores locales advierte que hay que tomarse con reservas la distribución de los semáforos verdes de Alcántara. “Lo único que demuestran esas cifras es que las entidades no informan, mas no que son eficaces”, asegura. El mismo procurador nos dice que el acuerdo más importante que se logró en el pasado Consejo es el que tiene que ver con la creación del grupo de análisis presupuestal. A más tardar el 15 de agosto deberán presentarse propuestas de acciones a cargo de la Federación y las distintas entidades, que impactarán el presupuesto de 2012 en materia de seguridad. “Por fin le pusieron cifra y fecha a los acuerdos”, celebró el hombre. Y es que hay estados que no tienen recursos para montar los Centros de Control de Confianza, mucho menos para adquirir  tecnología que les permita conectarse a la Plataforma México (Excélsior)
Anuncios

Acerca de Imagen Política

Somos un grupo de profesionales de la comunicación, que hemos conjuntado nuestra capacidad y experiencia en las áreas del periodismo escrito, radiofónico y de análisis político, que nos permite ser la firma más exitosa de: consultores políticos, de comunicación, estrategias de mercadotecnia y cabildeo.
Esta entrada fue publicada en Síntesis Política y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s